jueves, 30 de agosto de 2007

Dublín 2007


Mapa de pubs míticos de Dublín. Haz click en la imagen para ampliar.

Mis impresiones:

Dublín no es una ciudad monumental de belleza extasiante ni muchísimo menos. No tiene un Tower Bridge ni un Colosseo, pero si te acercas a ella te debes dejar empapar por su encanto. Si tuviera que definirla con una sola palabra, utlizaría amable. Sí, Dublín es una ciudad amable y la única en la que no necesitas pagar entrada para disfrutar de un museo, lo único que tienes que hacer es pedir al camarero una pinta de cerveza negra y sentarte a disfrutar de los pubs-museo con más ambiente de Europa. Me encanto ser expectadora de las caras sonrientes de muchos irlandeses coreando a voz en grito canciones populares; de su amabilidad ofreciéndote siempre un sitio junto a ellos en un banco corrido o en una mesa; de su música en directo en cualquiera de los pubs típicos de Temple bar o alrededores...Esta ciudad es para vivirla, para pasearla sin un mapa en la mano (entendedme lo que quiero decir, tampoco es cuestión de que os perdáis y no encontréis el hotel...) sin prisa y dejandote arropar por su cálida atmósfera.

Quizá esta sensación de comodidad que ofrece Dublín sea porque no es una ciudad tan grande como venía acostumbrada a visitar: sabes donde acaba y donde empieza. Dar una vuelta por sus calles y descansar con una cerveza en las manos... me recuerdó mucho a Bilbao, excepto porque sus pobladores son un poco más rubios y...un poco más borrachos!!! Es broma, es todo un tópico a mi modo de ver, y si no, leed esta anécdota:

Cuando estaba preparando nuestro viaje a la isla esmeralda, leí en alguna web que allí lo típico es acompañar la pinta con un chupito de whiskey (que no whisky, ya que esa es la denominación sólo del caldo escoces, así como al americano se le llama bourbon) y pensé: -¡madre de dios! ya le pegan al frasco estos tíos-.
Total que una vez allí y después de haber dado un voltio en nuestro tercer día irlandes, dejamos caer los culos en la terraza del Bruxelles, uno de los pubs míticos. Nos acercamos a la barra y observé como dos chicos de aproximadamente mi edad (32 muy bien llevados, je, je) se zumbaban sendos shots de whiskey de un solo trago y volvían a su sitio con una pinta cada uno. -¡Coño, pues va a ser verdad eso que dicen!- pensé, ya que era la primera vez que lo veía en aquel viaje. Atajaré la historia diciendo que pasamos a su lado y hablaban en perfecto castellano. Moraleja: no subéstimeis lo borrachuzos que pueden ser tus propios paisanos.

Me pareció que los irlandeses se lo toman de otra manera. Nosotros celebramos con alcohol, nos relaccionamos socialmente con alcohol y, en definitiva, lo utilizamos como medio para sociabilizarnos. Los irlandeses lo hacen de un modo natural, había mucha gente que salía de trabajar y con un libro o un periodico se sentaban a beber una rica pinta antes de ir a casa a cenar.

Irlanda, la isla que atrapa
Horizontes verdes en uno de los países más pujantes de la UE
Irlanda

Conocida como la isla Esmeralda, Irlanda es famosa por el intenso verdor de sus campos y la riqueza de la influencia Celta en su población. Los estudiantes en Irlanda siempre reciben una cálida bienvenida de sus habitantes, aunque el tiempo a veces no acompaña. Dublín, su capital, es la ciudad que más estudiantes atrae, ofreciendo un ambiente joven y divertido con una gran variedad de pubs y actividades sociales para todos los gustos e intereses. Irlanda se enorgullece de su cultura musical y con frecuencia se encuentran grupos cantando en los pubs por la noche. Muchos habitantes costeros, campesinos o pescadores, han mutado en empresarios hosteleros. Seis millones de visitantes recibió Irlanda en 2003, casi la misma población que suman entre la República (3,8 millones) e Irlanda del Norte (1,6). Muchas cosas están cambiando en esta isla que siempre peleó por ser ella misma; que posee un rico y dramático pasado; dos tercas visiones religiosas, católicos y protestantes; y dos territorios, la Eire independiente y el Ulster, ese Norte que es provincia del Reino Unido.

DUBLÍN
Dublín es la Capital de Irlanda. Es una ciudad pequeña que cuenta con un millón de habitantes aproximadamente.
Con su mezcla de estilo urbano, exuberantes zonas verdes, fantástica costa y boutiques de las mejores marcas, Dublín late con energía a la vez que conserva un ambiente acogedor y relajado.

Y no sólo es el turismo lo que va bien. "Ésta es la primera generación de irlandeses que no tiene que salir a trabajar fuera. Ahora somos nosotros los que damos trabajo, recibimos gente...", nos dirá Deaglán de Bréadún, periodista del diario más vendido, el Irish Times; lo repiten unos y otros. El boom económico está en boca del político y del hombre de la calle. Y lo dicen las estadísticas: cada año se contabilizan 30.000 nuevos inmigrantes. Pero sobran números. Basta mirar alrededor. Dublín es ya un lugar tan mestizo que en sus calles se puede llegar a oír una decena de lenguas simultáneas. Este 22 de enero, por primera vez en la historia de la capital, se ha celebrado el Año Nuevo Chino. El acontecimiento fue portada en los periódicos. "Hace no mucho, si veías a un chino por la calle te quedabas boquiabierto", afirma Philip O'Dowd, librero en Blackrock (barrio dublinés) y experto en mafias, vida portuaria y asesinatos (como el de la periodista Veronica Guerin que ahora se ha hecho película).

Así, muchos coinciden en señalar esas brechas que se abren cada día un poco más: entre lo rural y lo urbano, entre jóvenes de mente abierta y mayores creyentes, entre los nuevos ricos y los nuevos pobres, entre los de la tierra y los de fuera. Pero con el puro dato económico en la mano, la República, tras tres décadas de fe en la Unión Europea (que Irlanda presidió durante el primer semestre de 2004), va viento en popa: sólo Luxemburgo y Noruega la superan en el PIB por habitante.

Se trata de una de las capitales europeas más emocionantes, pues ofrece al visitante todo lo que se puede esperar de un destino en el que pasar unos días: historia, cultura y más pubs de los que pueda imaginar.
Dublín (Baile Atha Cliath) está situada en una llanura rodeada por los montes Wicklow y dividida por las negras aguas del río Liffey, se abre al Mar de Irlanda a través de una extensa y bella bahía. La capital de Irlanda vive un momento dulce gracias al gran estado de su economía y a la hospitalidad de sus gentes. Dublín invita a recorrer a pie sus calles para así descubrir todos los rincones que vieron nacer a grandes políticos, influyentes escritores y excelentes músicos.
En Dublín la moneda que se usa es el Euro.
En esta ciudad se habla el irlandés aunque el inglés es la lengua dominante.


EL IDIOMA IRLANDÉS
El irlandés, primer idioma oficial del Estado, es parte de la familia de idiomas celtas y está estrechamente vinculado al gaélico escocés, al galés y al bretón. La mayoría de la gente hablaba irlandés hasta comienzos del siglo XIX, pero hacia 1891, el 85% hablaba sólo inglés. Las últimas estadísticas disponibles muestran que el 35% de los adultos manifiestan tener conocimientos de irlandés. Este incremento se debe a un resurgimiento de la cultura nacional y a la creación de un Estado Irlandés independiente a comienzos del siglo XX. Hasta 1840 la mayoría de las 8.000.000 de personas que habitaban la isla hablaban gaélico. Sin embargo la colonización inglesa, con la perdida de derechos sobre las tierras que sufrieron los irlandeses y la hambruna de la patata des-estructuraron socialmente la isla, provocando cerca de un millón de muertos y otros tres millones de emigrantes, precisamente entre las clases rurales mas pobres, que eran quienes mantenían mejor la herencia gaélica. Actualmente existen tres variantes del irlandés: Connacht, Munster y Donegal. El dialecto de Donegal presenta características de transición del al gaélico escocés. Los dos primeros dialectos están normalizados en una lengua estándar: An Caighdeán Ofigiúil, que es la que se aprende en los centros de enseñanza.
Welcome to Dublin – Fáilte go Baile Átha Cliath

Ever want to have a try at speaking Irish (Gaelic)? Well, lots of you have asked us how to say this or that in Irish, so we've put together this page of phrases in Irish. Learn a couple of words (cúpla focail) and maybe you'll be able to impress the locals when you arrive!
How are you? – Conas tá tú? (kañas taa tú?)
How much is this? – Cé mhéid atá air sin? (ké vét ahtaa er xiñ?)
Can I order two pints of Guinness and a Shot of Whiskey, please! – Dhá phionta Guinness agus gloin uisce beatha, le do thoil? (gho fianhta Guinness âkâs glañ ishki baja, lâ da hjail?)
Thank you – Go raibh maith agat (Gu rrav mah akaht)
Good-bye – Slán anois (Eslaun añas)
Where is Grafton Street? – Cá bhfuil Sráid Ghrafton?
What time is it? – Cén t-am é?
I would like accommodation for two nights please. – Ba mhaith fanacht ar feadh dhá oíche, le do thoil.


Por lo general se tiende a creer que todos los apellidos irlandeses empiezan por O’, a diferencia de los escoceses que empezarían por Mac. Pues no. En Irlanda también son muy abundantes los apellidos que comienzan por Mac. Se trata de nombres familiares, que identifican al irlandés con su padre o su abuelo. De hecho, Mac significa hijo y Ó significa nieto. Estamos acostumbrados a ver los nombres irlandeses, tanto de ciudades como de personas, escritos con grafía inglesa (por tanto, más o menos como sonarían en inglés), pero no es tan habitual verlos en versión original: así vemos escrito O’Connell o McCarthy, pero en irlandés estos apellidos se escribirían: Ó Conaill y Mac Cárthaigh. Llama la atención que en irlandés sí que se utilizan acentos (tildes) que modifican la pronunciación de las vocales. Como en inglés no hay acentos, el Ó pasa a convertirse en un O’ en la grafía inglesa.
Si profundizamos, la cosa se complica un poco más, porque los apellidos de las mujeres son diferentes. Cambia el prefijo. También hay diferencias si se está soltera o casada. Por ejemplo: la hermana soltera de Seán Ó Conaill (John O´Connell, en inglés) se llamaría Áine Ní Chonaill (Anne O’Connell, en inglés). Y la hermana soltera de Pádraig Mac Carthaigh (Patrick McCarthy, en inglés) se llamaría Máire Nic Cárthaigh (Mary McCarthy, en inglés).
¿Y si se casan? La hemos liado otra vez: las mujeres adquieren el apellido del marido pero en genitivo (el clásico “señora de…”). Si Máire se casa con Seán, pasará a llamarse Máire Bean Uí Chonaill (literalmente, Mary esposa de O´Connell) o simplemente Máire Uí Chonaill. Como vemos, el prefijo Ó en genitivo (‘de Ó’) pasa a ser Uí.
Y, si se casa Áine con Pádraig, pasará a llamarse Áine Bean Mhic Cárthaigh o simplemente Áine Mhic Cárthaigh. Así que el genitivo de Nic (‘de Nic’) es Mhic.
¡Qué listos! Así los chicos siempre saben si las chicas están casadas… o libres como los taxis. Lástima que las chicas no puedan obtener la misma información tan fácilmente.

En la parte Sur de Dublín encontramos las montañas de Wicklow.
Dublín cuenta con canales como Royal Canal y Grand Canal.
Entre sus pueblos principales son Dún Laoighaire, Skerries, Swords y Balbriggan.
Vikingos Normandos fueron los primeros colonos de la ciudad.En el siglo IX fue invadida por los Daneses.En 1649 después de las Guerras Civiles Inglesas, la cuidad fue tomada por Oliver Cromwell.En el año 1800 se produjo el acto de Unión entre Inglaterra e Irlanda. Posteriormente, en el año 1922, Irlanda se hizo independiente. Una vez hecha efectiva la Independencia, Dublín se convirtió en el centro político, económico y cultural de Irlanda.

La ciudad tiene su origen en un asentamiento vikingo llamado Dubh Linn (estanque oscuro), mezclado con otro celta llamado Baile Átha Cliath, del que perdura su nombre en gaélico. Poco queda de la fundación, pues la mayoría de las construcciones son de la época georgiana. El largo conflicto y las penurias pasadas para lograr la independencia de Gran Bretaña se reflejan en los monumentos de la ciudad, a lo largo de las dos orillas del rio Liffley. Población: 1.500.000 habitantes.
Bajo el nombre de Dyflin, los vikingos fundaron en el siglo IX el núcleo de lo que sería más tarde Dublín. Arrebatada a los vikingos por los caballeros anglo-normandos, Dublín se convirtió con el tiempo en una importante ciudad que acogió a ingleses, holandeses, judíos y hugonotes, quienes contribuyeron de forma importante al crecimiento de la ciudad. A finales del siglo XVII se comenzó a construir el nuevo Dublín cerca del mar y del río Liffey.
Tras el acta de Unión de 1801 la sede del Parlamento se trasladó a Westmister, pero a pesar de ello y de la gran hambruna de mediados del siglo XIX, la capital irlandesa siguió creciendo. En 1916 en las calles dublinesas se inició la sublevación contra el dominio británico que daría lugar en 1922 a la proclamación de Irlanda como estado independiente, para constituirse como república en 1947.
Fue la salvaje especulación urbanística de los años 60 y 70 la que acabó con buena parte de las construcciones arquitectónicas y los yacimientos arqueológicos. A pesar de ello, Dublín conserva aún buenos ejemplos de arquitectura medieval, victoriana y georgiana.

Históricamente, la isla se divide en cuatro grandes provincias: Munster, Connacht, Ulster y Leinster. Desde Dublín, capital de esta última, tiene muchas alternativas como visitar Powerscourt (palacete con jardines en torno al lago del tritón y un colorido jardín oriental), Glendalough (monasterio fundado por san Kevin en el siglo VI con la típica torre circular de vigía) y los paisajes de Wicklow Gap donde Mel Gibson rodó "Braveheart"; conocer Dun Laoghaire, donde viven famosos como U2, Sinéad O´Connor o Bob Geldorf; ir al puerto de Malahide o, finalmente, sentir muchas de las principales tradiciones celtas en la colina de Tara y el Valle de los Reyes.

Otro de los tópicos locales identifica la isla con los sambenitos de rural, pobre y atrasada, algo que tampoco se corresponde con la realidad; sobre todo desde hace una década cuando se produjo el llamado "milagro irlandés" y la economía de esta isla se situó entre las más florecientes de la Unión Europea. Un buen nivel de vida que notará enseguida, en cuanto pida una pinta de Guinness en cualquier pub o intente cenar en un restaurante. Verá cómo desaparecen los euros con el emblema del arpa.

El libro That's Ireland. A miscellany describe curiosas características patrias. Por ejemplo: "¿Cuánto se tarda en desplazar con un vehículo un paquete de cinco kilos por el centro de Dublín?". Respuesta: 58 minutos, penúltimo lugar en el ranking, justo antes de Calcuta. El atasco llegó a Dublín y terminó con su imagen provinciana. Ahora ya es metrópoli.

Y existe esa otra ciudad que obliga a recurrir al tópico de que lo mejor de un lugar siempre son sus habitantes. La realidad que construyen los dublineses. Basta admirar a la actriz Jessica Freed, que cada tarde declama versos mientras acompaña a los turistas de pub en pub en una excursión literaria por los rincones que frecuentaron escritores locales como Wilde ("arte y destilerías eran su especialidad", dice Freed), Swift, Yeats, Shaw o Becket... O a Emily Marshall, profesora de inglés, a la que se puede ver llegar a diario en bici a Kildare Street para atender a esos estudiantes que hacen del idioma un negocio nacional (entre ellos, unos 50.000 españoles al año). O a Mark McGohan, mecánico y marinero, del lugar vikingo de Clontarf, cuyos colegas del Yacht Club nunca pisan el centro de Dublín, pero cada poco se enrolan y recorren el mundo.

Otra de las grandes pasiones de los dublineses, y por extensión de todos los irlandeses, es la música, que está presente en la vida cotidiana de Dublín. Las calles están llenas de músicos ambulantes, especialmente los sábados por la tarde en Grafton Street. Irlanda ha visto nacer a algunos de los músicos más importantes de este siglo, como The Chieftains o The Dubliners, quienes comparten protagonismo con grupos pop y rock Thin Lizzy, The Cranberries, The Corrs, The Divine Comedy, Theraphy...

Y, como no, U2. A Dublín acuden cada año miles de fervientes fans para recorrer los lugares que guardan alguna relación con el grupo y, si es posible, dejar constancia de esta visita en los muros de Windmill Lane.

Tradiciones musicales
Desde sesiones improvisadas en su bar local, hasta el emocionante ritmo de U2, Irlanda siempre ha sido el hogar de los mejores sonidos musicales.

Puede codearse con los mejores en un concierto al aire libre, o mesarse las barbas pensativo en una sesión de jazz en un club recóndito. Lo cierto es que la música es un elemento clave en la vida social irlandesa. Músicos callejeros, festivales que llenan de vida hasta los pueblos más pequeños, y sesiones de música tradicional que entretienen a trasnochadores de todo el país.

Además los grandes éxitos musicales de Irlanda incluyen algunos grupos y artistas que seguro le suenan…U2, The Corrs, Enya, Westlife, Snow Patrol, Ash, David Holmes, Van Morrison y The Thrills.

Y al arpa...Un instrumento único y distintivo, el arpa ocupa un lugar privilegiado en la vida musical irlandesa, y ha pasado a simbolizar la armonía entre la gente y la música en Irlanda. Es el instrumento musical más antiguo mencionado en la literatura, y se ha utilizado como el emblema de Irlanda desde la Edad Media. En la actualidad aparece en los pasaportes y sellos de los irlandeses.

Los fleadhs…Los fleadhs, o festivales, son un elemento fundamental de la vida cultural irlandesa, y las sesiones improvisadas forman parte de la leyenda en el Feile an Phobail en el oeste de Belfast, el Festival de las Carreras de Galway o la Feria Puck en Kerry.

También hay festivales de rock y baile, como el Oxegen Festival, Tennents Vital Belfast

Oscar Wilde era dublinés. En la ciudad se exhibe su casa. También Jonathan Swift (1667-1745), autor de Gulliver’s Travels.
También son cantantes irlandeses U2, The Cramberries, Keane, Van Morrisson, ASH, The corrs, Sinead O’Connor, Enya, Westlife ...
Y actores: Pierce Brosnan, Colin Farrell, Daniel Day-Lewis, Peter O’Toole, Liam Neeson …o futbolistas como Michael Robinson…
Si hablamos de ascendencia, la lista sería interminable: Tom Cruise, Halle Berry o Donald Trump.

Durante muchas décadas han aparecido imágenes de la cultura irlandesa en películas premiadas, desde El hombre tranquilo de John Ford hasta Gangs of New York de Martin Scorsese.

Llegamos a las 17,25, entre que bajamos del avión, pillamos las maletas y pitos y flautas, nos darán las 18,25.

Aeropuerto: Operado por la compañía Aer-Rianta, el aeropuerto se encuentra a 10 km al norte de la ciudad (Información: tel. (01) 814 11 11). En la parte izquierda de la salida de la terminal de llegadas se sitúan las cabeceras de las líneas de autobuses al centro de la ciudad: Airlink a la estación de autobuses Busáras y la de tren Connolly Station (número 747, cada 10-15 minutos) y Heuston Station (número 748, cada 30 minutos). Los billetes cuestan 5 € para adultos y 2 € para menores de 16 años, pudiéndose solicitar un billete de ida y vuelta (return ticket) por 9 €. Mientras se termina de construir una línea de tranvía al centro, otras formas de conexión son las líneas de Dublin Bus: 16A al centro y Rathfarnham, 41A/B/C a Swords, 230 a Portmarnock y 746 al centro y Dun Laoghaire, tardando todas unos 30-40 minutos en llegar hasta el centro. Otra posibilidad son las líneas Aircoach a O'Connell Street (5 € para adultos), 58X y 746 de Bus Eireann ó el Aerdart, una línea de autobús que funciona de 5:45 a 23:45 y conecta cada 15 minutos con la mayoría de las estaciones DART de la zona norte de la ciudad hasta Howth Junction Station y cuyo billete (combinado con DART) tiene un precio de 7 € adultos y 4 € niños. (Más información en http://www.aerdart.ie/ o en el teléfono (01) 849 30 16). La tarifa media de un taxi al centro de la ciudad es de 30 €.

¿Llegar al centro de la ciudad de Dublín desde el Aeropuerto por sólo 1.75 € por persona? Compruebe los horarios de los autobuses 41, 41B, y 41C en el exterior de la Terminal de Llegadas de Aeropuerto de Dublín. Funcionan con canceladoras automáticas, así que tenga la tarifa exacta lista, no sirven los billetes. No se baje hasta que el autobús llegue a la última parada de Abbey street. La mayor parte de gente se bajará en O'Connell street, - WAIT! Pregunte al conductor para que os avise de la última parada de Abbey street, en frente VHI la Oficina central (VHI Headquarters), y baje aquí (Please, could you announce us the last stop on Abbey street?). Siga andando en la dirección que el autobús lleva. Camine bajo el puente de ferrocarril y tome la primera a la izquierda en Lower Gardiner Street. The Anchor Guesthouse es la 2ª Casa a la izquierda, a 2 minutos andando desde la parada de autobus. Usted puede usar este servicio otra vez, pero de fuera nuestra puerta de calle para regresar al Aeropuerto, también por sólo 1.75 € por persona.

El autobús tarde entre 20 y 30 minutos. Yo creo que para las 19:30 ya estaremos en la habitación con el checkin hecho y listos para tomar unas pintas por ahí y cenar.

Comida y Bebida
Concentrada en su propia realidad, en su comedor lleno de loza y cuadros marineros, qualquier Hotel o pub prepara zumos y leche, asa salchichas y beicon... Es el desayuno nacional, el irish breakfast. Una expresión tan imprescindible aquí como saber decir "Guinnes", citar a Bono, Joyce, The Commitments o hasta The Thrills (grupo pop dublinés de moda), o tener claro el significado de palabras como celtic, pub, viking, distillery, gaelic football...

En la última década Irlanda ha dado un salto gastronómico de gigante. Existe toda una nueva generación de jóvenes chefs que utilizan ingredientes locales de gran calidad para convertirlos en platos sofisticados y muy personales. Constantemente se inauguran restaurantes nuevos en las ciudades y pueblos del país, así que puede elegir entre comida tradicional en uno de los numerosos pubs, cocina ligera y moderna en algún café, o la mejor cocina gourmet internacional en nuestros estupendos restaurantes.

Imagínese paseando por animados mercadillos una tranquila mañana de domingo, ¡con la posibilidad de ir probando lo que más se le antoje! Irlanda no pretende impresionar gastronómicamente hablando, así que nuestra relajada visión de la comida se refleja ahora en los vibrantes y coloridos mercadillos de agricultores que abundan en las ciudades y pueblos de todo el país. En ellos encontrará los mejores productos locales, desde fruta y verdura de cultivo biológico a quesos artesanos y pescado fresquísimo, además de tentadores pasteles y panes tradicionales.

Pero si quiere llevar su amor por la cocina un poco más allá, puede inscribirse en una de las prestigiosas escuelas de cocina del país. Relájese en un entorno idílico mientras que aprende a cocinar platos tradicionales e internacionales bajo la mirada experta de alguno de los chefs más importantes del mundo.

Comer y Beber
Mientras que las grandes ciudades de Irlanda ofrecen una amplia selección de restaurantes y cafés para adaptarse a todos los presupuestos, no todo ocurre en los centros urbanos. Muchas de las pequeñas joyas del país se esconden en la remota campiña.

Sin duda los restaurantes con estrellas Michelín son una experiencia culinaria sin igual, pero el auténtico sabor de Irlanda muchas veces se encuentra en sus pubs. Imagínese un cuenco de humeantes mejillones o un buen plato de carne guisada, acompañados de una cremosa pinta de cerveza negra.

En la República de Irlanda, busque el símbolo ‘Feile Bia’ que se otorga a los restaurantes que utilizan sólo los mejores ingredientes para los platos que se ofrecen.
Es en los pubs irlandeses donde se toma un contacto más real con la música tradicional irlandesa, ayudándose de una pinta de cerveza Guinness. El pub más antiguo de Dublín es el Brazen Head, cuya actividad se inició en 1668. La leyenda dice que existió en este mismo lugar una posada en época vikinga.

El más vanguardista es The Kitchen, situado en la bulliciosa zona de Temple Bar, que en sus sesiones nocturnas cuenta con actuaciones de los más prestigiosos DJ´s europeos. Es en esta zona de Temple Bar donde se concentra la mayor actividad de la cuidad en los últimos años. Existen estudios de grabación, galerías de arte y un gran número de restaurantes. En este mismo barrio se encuentra el teatro Olympia, el segundo más antiguo de la ciudad, que ofrece una gran cantidad de espectáculos dramáticos y musicales a lo largo del año.

La gastronomía irlandesa está repleta de excelentes productos, destacando el salmón, las ostras, el rodaballo y la langosta. Sus platos más conocidos son el stout, el coddle y el guisado irlandés, que acompañados por su pan integral elaborado de forma artesanal, sus quesos y sus vinos completan un excelente menú. Sin embargo, el gran número y variedad de los restaurantes de Dublín ofrecen la posibilidad de probar comidas exóticas, provenientes de lejanos lugares como Japón, India, Líbano o Tailandia. La gastronomía en Dublín ha cambiado bastante, con el aumento de restaurantes denominados de alta cocina.
En Dublin podemos comer Bacon and cabbage, coddle, Irish stew, smoked salmon o soda bread, boxty, mussels y stout.
En Dublín podemos comer en restaurantes italianos, japoneses , indios, tailandeses.
En la zona de la Barra del Templo encontramos el mayor número de restaurantes.
En Dublín podemos encontrar precios de las comidas entre 10 o 15€.

Dublin Nightlife
Como una ciudad con una gran población de jóvenes, tanto habitantes del país como estudiantes, y no digamos una afluencia constante de los jóvenes turistas todos aficionados a la fiesta al modo irlandés, no nos sorprende que las salidas nocturnas sean muy importantes en la vida social de Dublín. Las escenas de baile han sido desarrolladas en años recientes.
The Temple Bar area es el lugar para ser visto, con una concentración enorme tanto de clubes y bares de moda para conseguir divertirte por una noche sobre las pistas de baile. Como usted esperaría en una ciudad que rápidamente se ha hecho uno de los destinos de fin de semana más populares en Europa, la vida de los clubes de Dublín están en constante estado de cambio, con la llegada de clubes de noche diferentes y subidas de tarifa alarmantes, al caprichoso de los volubles conjuntos de moda. Hay siempre algo nuevo para probar . Nunca estará aburrido en Dublín.

Hay un montón de páginas de Internet en las que se dedican a realizar tours de Pubs por todo Dublín desde las 5 de la tarde hasta bien entrada la madrugada. Con este dato no debería quedar claro lo importante que es salir de noche. Yuuhuu!!!

!Diez cosas que hacer en Dublín!
Hoy vamos ha hacer los puntos 2, 4 y10.....

2. Pruebe algunas bebidas locales. - ¡Tómese una pinta de Guinness o un trago de whiskey en uno de los 1000 pubs de Dublín!
"Que difícil puzzle", medita Leopold Bloom en la famosa novela de James Joyce 'Ulises', "será atravesar Dublí­n sin pasar delante de un pub". El puzzle serí­a igual de complicado hoy en dí­a. ¿Y realmente querría saltarse un pub?
Los pubs de Dublí­n no son simplemente lugares en los que calmar su sed. Son teatros para contar historias, escenarios para el amor, lugares en los que se sentirá¡ como en casa, y también guardianes encargados de que se conserve el espíritu de la ciudad.
¡Además, en los pubs nunca llueve!

4. Cene con los lugareños - A los dublineses les gusta comer, y en los últimos años ha emergido una cultura gastronómica 'chic' y cosmopolita, que se refleja en los cientos de restaurantes que encontrará a lo largo de la ciudad y el condado de Dublín.

10. ¡Salga de fiesta toda la noche! - La vida nocturna de Dublín está entre las más vibrantes de Europa. Ya busque pubs tradicionales con música irlandesa, o los bares y locales a la última propios de una gran ciudad europea, ¡lo encontrará todo en Dublín! Dublín es también famoso por su abundancia de dramaturgos y teatros, así que si lo que busca es una buena obra, ¿por qué no mira que hay hoy en el teatro? Si sale tarde por la noche en Dublín y necesita un medio de transporte rápido y económico con el que volver a casa, puede usar el Nitelink, el servicio de autobús nocturno de Dublín.
Si está buscando una ciudad joven, animada, con una vida nocturna vibrante, vistas de una civilización antigua, un festín cultural, una odisea musical, paisajes maravillosos, y una costa espectacular - ¡está en el sitio adecuado! Dublín tiene todo esto... ¡y más! ¡Eche un vistazo por su cuenta!

El final de la calle O´Connell desemboca en un curioso puente que es más ancho que largo. Por aquí se cruza el Liffey hacia uno de los barrios más animados de Europa: Temple Bar. En realidad, se trata de una gran manzana de calles rodeadas por el cauce del río, el puente del medio penique (Ha´penny Bridge) y la espalda del Banco de Irlanda donde el bullicio le hará recordar cualquier pueblo costero del Mediterráneo. Son infinidad de tabernas, bares, pub y garitos donde comer, beber y escuchar la típica música irlandesa. En ese ambiente, no se extrañe si la gente le hace un hueco en su mesa o si le dejan en el respaldo donde se ha sentado un bolso o una chaqueta mientras sus dueños se marchan a pedir a la barra o a bailar; en general, los irlandeses son muy abiertos y bastante confiados. En torno a medianoche, dependiendo del día de la semana, el bar cerrará con la gente puesta en pie entonando el himno nacional. A esas horas y con varias Guinness en el cuerpo, la escena es tan emotiva que, aunque no quieras, se te pondrá la carne de gallina.

Temple Bar Temple Bar es una de las áreas más viejas de la ciudad. Este laberinto de calles son hoy epicentro de la vida nocturna y punto caliente de Dublín. Aunque el término 'bar' es una referencia a una sola unidad, nada mas lejos de la realidad: lugares de bebida, de baile, restaurantes y teatros se suceden ininterrumpoidamente por toda esta zona. Realmente es el término histórico para todo esta ribera del Liftey. El área es agradable durante la semana, pero los fines de semana puede ser un lugar saturado de gentes. En el perímetro occidental de Temple Bar, está la vía pública más vieja de Dublín: Fishamble St que era originalmente un enclave vikingo.

Temple Bar

Temple Bar Square IRL - Dublin 2 Teléfono: (01) 671 5717

Condiciones de apertura:Abre lu-vi 9-17.30.Comentarios:Este sector, un buen ejemplo de rehabilitación bien hecha, se ha transformado poco a poco, gracias a la presión de un movimiento de opinión liderado por el grupo U2, en distrito cultural, donde teatros, cines, cabarés y bares se codean con centros culturales (existen siete, entre ellos el Designyard, dedicado a las artes aplicadas y el Irish Film Centre, dedicado al cine), galerías, tiendas "alternativas", restaurantes exóticos, hoteles y alojamientos. Las zonas abandonadas se han aprovechado para crear plazas: Meeting House Square para espectáculos al aire libre, Central Bank Plaza en el sector de los bancos y los seguros de Dama Street, Temple Bar Square con su centro comercial.

Some of the places we frequent:

Major Tom's, South King Street, Dublin 2, tel. 01/478-3266

Stag's Head, Dame Court, Dublin 2, Tel: +353 (0) 1 6793701


O'Reillys, Tara Street, Dublin 2, Ph: 01-6716769

The Porterhouse, Parliament Street, Dublin 2, Tel: +353 (0) 1 6798847

Café en Seine, 40 Dawson St, Dublin 2, Tel : +353 (0) 1 6774369

Dawson Lounge, 25 Dawson Street, Dublin 2, Tel: + 353 (0) 1 6775909

The Mezz, Eustace Street, Dublin 2

Bruxelles, 7-8 Harry Street, Dublin 2, Tel: +353 (0) 1 6775362

Brazen Head, 20 Bridge Street, Dublin 8.Tel: + 353 (0) 1 6785186

Dice Bar, Queen St.Smithfield, Dublin 7, Tel : +353 (0) 1 8728622

Sin é, 14/15 Upper Ormond Quay, Dublin 7, Tel : +353 (0) 1 8787078

Voodoo lounge, 39-40 Arran Quay, Smithfield, Dublin 7.Tel: + 353 (0) 1 873 6013

Karma, Fishamble Street, Temple Bar, Dublin 8

Chaplins, Hawkins Street

Doyles, College Green

Foggy Dew, Fownes Street upper

The Mercantile, 28 Dame St, Dublin 2

Dame Tavern, Dame Lane

Bankers, Dame Lane

O'Neills, Suffock Street

Q-Bar, Burgh Quay

The Pav, Trinity

RESTAURANTES

Botticelli (+) Situación, calidad (-) ¿Las hay? (*)
3 Temple Bar, Dublin 2
Opening/Closing TimeEnjoy your breakfast, lunch and dinner seven days a week from 12.30pm to 12am.

Kitty´s Kaboodle (+) céntrico, original, acogedor (-) poco espacio (*)
14 Merrion Row Dublin 2 Phone (01) 6623351Fax (01) 6622353

Milano (+) Comer muy bien en restaurantes de tendencia (-) precio!! (*)
19 East Essex Street,
Temple Bar,
Dublin 2
Open: Daily 12 noon-12 midnight

Trastevere (+) mmmm la comida (-) siendo estudiante no puedes ir mucho (*)
1 Temple Bar Square,
Temple Bar,
Dublin 2
Open: Lunch Daily 12.30pm-5.00pm Dinner Sun-Thurs 6.00pm-11.00pm, Fri-Sat 6.00pm-11.30pm

Café Avoca (+) Ambiente distendido, ideal si estuviste de compras en la tienda (-) Subir por escaleras, hay que ir hasta Dublín (*)
Suffolk Street,
Dublin 2.
Open: Shop times, roughly 10am-5pm 6 days and Sunday 12noon to 5pm

Bewleys (+) Ufff todo (-) El precio (*)
78-79 Grafton St, Dublin 2
Opening Hours12.00 to 22.00, daily.Closed on Bank Holidays.


Bad Ass Café (+) Es un sitio diferente, original y barato (-) Esta siempre hasta arriba (*)
9/11 Crown Alley,
Temple Bar,
Dublin
Open Mon-Thurs 12pm-9pm, Fri-Sun 9am-11pm.

DOMINGO 29 DE ABRIL:

Nos levantamos prontito (pero tampoco demasiado, que estamos de vacaciones).

Podríamos coger en Lower Abbey street el autobús 41X que nos dejará en D’Olier street.

Muy cerca de Connolly Station -una de las estaciones de trenes- y de la, digamos, desvencijada pero muy práctica estación de autobuses (Busaras) se encuentra la calle Gardiner, un excelente punto de partida para recorrer Dublín porque está cerca de todo (tiendas del centro, los pub de Temple Bar, estaciones y monumentos) y cuenta con una amplísima oferta de "bed and breakfast" y "hostels", albergues donde puede alojarse en una litera y desayunar por apenas 20 euros.

Liffey Bridge, Bachelors Walk IRL - Dublin 1

Comentarios:La delicada pasarela de hierro forjado que une las dos orillas del Liffey fue bautizada, cuando se construyó en 1816, con el nombre de puente de Wellington, pero la voz popular la apodó "puente de medio penny" (Halfpenny Bridge) debido al peaje que había que pagar hasta 1919.

Nuestro recorrido comienza en la margen izquierda del río Liffey, en lo que antiguamente fue la parte obrera de la ciudad; en la otra orilla, como veremos más adelante, las clases acomodadas levantaron en el XVIII los famosos barrios de estilo georgiano cerca de las catedrales y del Trinity College, sede central de la Universidad. Si lo desea, puede visitar Dublín utilizando el transporte público pero, sinceramente, las distancias son tan cortas que se recorren andando con facilidad. En pocos países encontrará una capital tan asequible como ésta.
Dublín es una ciudad para recorrer a pie, pues la mayoría de los lugares de interés están próximos a O´Connell Bridge, siendo sus dos ejes principales O'Connell Street y el río Liffey, que la recorre de oeste a este.


Transporte público:
La ciudad está cubierta por tres sistemas de transporte: autobuses, tranvías y tren de Cercanías. Los autobuses de Dublin Bus (Bus Atha Cliath) son reconocidos por sus colores blancos con franjas azules y naranjas, cubriendo bien la totalidad del área metropolitana y las afueras de la ciudad. Los autobuses diurnos funcionan de 6:00 a 23,30. Los nocturnos Nitelink se identifican con la misma numeración que los diurnos, aunque precedidos por la letra N, teniendo su origen y destino final en el triángulo de calles formado por Westmoreland St, Dolier St. y College St. Sus horarios de salida son: lunes, martes y miércoles a las 0:30 y a las 2:00; jueves a las 0:30, 1:30, 2:30 y 3:30; viernes y sábados cada 20 minutos hasta las 4:30; domingos sin servicio nocturno.

Rambler Tickets
One Day Family€8.50
OneDay€5.00
ThreeDay€10.50
FiveDay€16.50
SevenDay€20.00
Special Offer: HANDY PACK - Save over 37%5 Adult One Day Ramblers - €17.50

Unlimited Travel for one, three, five or seven consecutive days for one adult on all Dublin Bus services including the Airlink service but excluding Nitelink, Ferry services & Tours.
1 day Family Ticket is valid for use by an immediate family not exceeding two adults and four children (under 16 years). You do not need any I.D. to use this ticket. Ticket must be inserted into the bus validator on boarding.

Para viajar desde la periferia al centro deben buscarse los "Outbound Pick-up Points" en determinadas paradas de la ruta exclusivamente. Más información en el teléfono (01) 873 42 22, de lunes a sábados de 9:00 a 19:00 ó en www.dublinbus.ie.

Dublin Area Rapid Transportation (DART) es un sistema de tren de Cercanías que une los barrios periféricos con el centro, cubriendo la mayor parte de los suburbios cercanos a la costa tanto al norte como al sur de la ciudad. El horario es el mismo que el de los autobuses, aunque no disponen de servicio nocturno.
El precio del billete en autobús depende de las zonas cruzadas, que se dividen en 23 anillos concéntricos alrededor del centro. Así, el precio hasta la zona 3 es de 0,85 €; hasta la 7, 1,25 €; y hasta la 13, 1,45 €. Los menores de 16 años pagan 0,55 € hasta la zona 7 y 0,80 en las restantes.


La tarifa nocturna en el Nitelink es de 4 € y 6 € dependiendo del destino. Se requiere introducir el importe exacto en la máquina expendedora del interior del autobús, ya que en el caso de depositar un importe mayor (sólo se aceptan monedas) el conductor facilitará en un recibo la cantidad excedente, que se podrá posteriormente reclamar en las oficinas de la compañía situadas en 59 Upper O´Connell St, junto a Central Post Office. El billete para un número ilimitado de viajes en autobús (Rambler Ticket) durante 1, 3, 5, 7 ó 30 días tiene un precio de 5, 10, 15, 18 y 70 € respectivamente. Igualmente si el billete incluye también viajes en DART, tiene un precio de 15, 26 y 98 € para 3, 7 y 30 días respectivamente. Los estudiantes con carnet disponen de una tarifa de 15 € para viajes ilimitados en autobús durante 7 días, ó de 69 € para viajes ilimitados en bus y DART durante 1 mes. Todas las modalidades de billetes combinados se adquieren en las oficinas de Dublín Bus, 59 Upper O´Connell Street, Dublín 1 y en algunas oficinas concertadas en los barrios periféricos.
Desde el año 2004 funciona el nuevo tranvía LUES, cuyas dos primeras líneas unen St Stephen's Green con Sandyford y Connolly Station con Tallaght de lunes a viernes de 5:30 a 0:30, sábados de 6:30 a 0:30 y domingos de 7:00 a 23:30, y cuyos billetes sencillos cuestan 1,30 €, 1,60 € y 2 € dependiendo de las zonas que se crucen.
Luas, el sistema de tranvías ligeros de Dublín.

Horario de servicioDe lunes a viernes: de 5.30 a 0.30 horas
Sábados: de 6.30 a 0.30 horas
Domingos: de 7 a 23.30 horas
Festivos: de 7 a 0.30 horas

La línea roja conecta Tallaght con Connolly. Tiene 23 paradas y la duración del trayecto es de 43 minutos. Aunque las líneas no están conectadas entre sí, los billetes que se compran en una y terminan en la otra son válidos para todo el trayecto.La distancia a pie entre la parada de St. Stephen’s Green de la línea verde y la parada de Abbey St. de la línea roja es de 15 minutos.
Los billetes pueden adquirirse en las máquinas expendedoras de todas las paradas y en los puntos de venta de billetes de Luas.

Los bonos de 1, 7 y 30 días son más baratos en los puntos de venta de billetes de Luas que en las máquinas expendedoras. Con esto se pretende ahorrar tiempo y dinero a los usuarios.

De todas formas, Dublín es una ciudad pequeña, se puede ver todo andando y solo en casos concretos tomar el metro o bus (como guiness store) pero se puede ir a pie también.

Taxis:
City Cabs, tel. (01) 872 7272. Co-Op, tel. 677 77 77. Taxi 2000, Tel. (01) 677 55 55. Desde el 1 de septiembre de 2006 se aplica la misma tarifa en todo el país: la tarifa diurna funciona de lunes a sábados de 8:00 a 20:00, costando 3,80 € la bajada de bandera hasta el primer kilómetro, 0,95 €/Km. hasta el kilómetro 14, 1,25 €/Km. hasta el 30 y 1,63 €/Km. los restantes. La tarifa nocturna se aplica de lunes a sábados de 20:00 a 8:00 y domingos y festivos durante las 24 horas, costando 4,10 € la bajada de bandera hasta el primer kilómetro, 1,25 €/Km. hasta el kilómetro 14, 1,45 €/Km. hasta el 30 y 1,63 €/Km. los restantes. Se aplica un recargo de 1 € por cada pasajero a partir del segundo y 2 € por llamadas telefónicas. No se aplica ningún recargo por equipaje. En caso de reclamación acudir a la Commission for Taxi Regulation, 35 Fitzwilliam Square - Dublín 2, Tel. 1 659 38 00.

Los taxistas deben haber firmado un pacto secreto porque en sus vehículos suena una música pop rock tan buena que no hay más remedio que aceptarlo: en Irlanda la música es como la patata. El alimento de cada día. Tan cotidiano como citarse para una guinnes en el Trinity College, y cruzar luego ante la escultura de Molly Malone, camino de Grafton Street, donde si hubiera el debido silencio aún se oiría aquello de "In Dublin's fair city where the girls are so pretty...". Compruébelo.

Pase gratuito para descuento en actividades culturales
¿Quiere ver la Catedral de Christ Church en Dublin, ver artes escénicas en la Opera House de Cork, o quizás visitar el Castillo Coole en Enniskillen? Sea cual sea la atracción cultura que le interesa, ahora hay una forma fácil y rápida de encontrar lo que está buscando.

El Explorador del Patrimonio, Teatro, Música y Festivales de Irlanda ofrece una muestra de las maravillas culturales que encontrará en Irlanda, con una lista de 130 acontecimientos y lugares clave por todo el país.

Además de ofrecerle información exacta, también le brinda la oportunidad de obtener descuentos. Simplemente imprima el Pase Descuento

Discount Pass
To avail of great savings simply print out this discount listing and present at any of the venues featured. DISCOUNTS ARE NOT VALID FOR GROUPS.

Mapa


Discounts are valid for a maximum of two persons travelling together and should be confirmed when booking is made. Discounts are subject to availability and are not valid for groups. While every care has been taken, Heritage Island cannot accept responsibility for any errors, omissions or misinformation. Discounts valid whether printed in colour or black and white.

Sin la carga de la maleta y con el plano que nos han dado en la recepción salimos hacia O´Connell St., la principal arteria del lado norte de la ciudad. Es una calle muy animada donde los turistas y los "Real Dub" -así se llaman los habitantes de este lado del río: los verdaderos dublineses- hacen sus compras en los grandes almacenes, mercadillos y pequeños comercios, tipo "badulaque", que abren hasta la madrugada; un horario muy cómodo para comprar los regalos de última hora o encontrar algo para picar -desde las anglosajonas "fish and chips" (patatas con pescadito frito) hasta hamburguesas, pitas, kebabs, ensaladas…- o beber una lata de sidra (cider), menos conocida que la famosa cerveza negra pero con un sabor igual de fabuloso.
De camino veremos algunas cosas:
Abadía Sta María

Abbey Street IRL - Dublin 1

Condiciones de apertura:Abre mediados jun-mediados sept mi y do 10-17; última entrada 45min antes de cerrar. Guiada disponible. 1,20 €. Acceso mediante escaleras solamente.Comentarios:De la abadía sólo quedan el locutorio y la sala capitular abovedada con nervaduras, el claustro del s. XV ha sido reconstruido con los elementos originales encontrados en 1975. Hay exposiciones sobre la fundación de la abadía (1139), su arquitectura y su historia, así como el modo de vida cisterciense. Dueña de amplias tierras a ambos lados del Liffey, la abadía estuvo estrechamente ligada a la vida de la ciudad, sirvió a la vez de depósito, cámara acorazada y lugar de reunión del Consejo de Irlanda.

En medio de la calle es inevitable encontrar una aguja de acero (The spire) de 120 metros que ostenta el récord de escultura más alta del mundo. Se levantó en 2003 para sustituir a la columna del monumento a Nelson que destruyó una bomba del IRA.

Frente al General post Office emerge el spire, una aguja de acero inoxidable de 120 metros de altura visible desde toda la ciudad, construido a modo de símbolo de la ciudad con motivo de la llegada del nuevo milenio.

The Spire
The Spire de Dublín, una señal de 120 metros de alto en el corazón la Ciudad de Dublín, fue eregida en 2002. El enorme, duro e innovador monumento esta de pie en medio de la Calle O'Connell junto a la famosa General Post Office. Durante el día, la luz del cielo de Irlanda sobre Dublín, las calles y su gente son suavemente reflejados en la superficie de acero inoxidable de The Spire. De su base de aproximadamente 10m, el acero inoxidable está parcialmente pulido con un diseño abstracto para proporcionar una superficie reflexiva ligeramente más alta que el resto de The Spire. Durante el crepúsculo, la superficie de acero inoxidable de The Spire es alumbrada suavemente por la iluminación ambiental de las calles. La base es alumbrada cuidadosamente y la punta iluminada por un foco interior que proporciona un faro en el cielo de la noche de Dublín. The Spire tiene sus raíces en la tierra y su luz en el cielo. 120 metros de alto y 3 metros en el diámetro en la base, la Aguja sobrepasa la Calle O'Connell, que rompe el skyline con tan delgado y elegante un movimiento como es técnicamente posible. La parte superior de The Spire influye en los golpes de viento, reflejando el carácter del clima de la ciudad. La punta del monumento puede balancearse hasta un máximo de 1.5m con viento extremo - no se alarme si usted está cerca cuándo esto pasa, todas las estructuras altas se mueven con el viento, incluso las farolas.

Spire of Dublin Facts: Height: 120 metres (7 times height of the General Post Office) Diameter at base: 3 metres Diameter at top: 15 centimetres (6 inches) Weight: 126 tonnes Shape: hollow cone Thickness of steel plate: varies from 10mm to 35mm (thickest at base) Number of bolts: 204 Number of drilled perforations in top 12 metres: 11,884 (diameter of hole 15mm) Length of weld: 540 metres approx. Number of concrete foundation piles: 9 The Spire signaled the start of the reconstruction of a new public domain for O’Connell Street which has see the creation of a new plaza at the General Post Office, a new tree lined boulevard and kiosks along the street.

Muy cerca de la aguja verá otros dos símbolos de la capital: la escultura de James Joyce -homenaje al autor del "Ulises"; la novela que recrea la vida de los dublineses durante un 16 de junio y que aquí se considera un mito de la literatura en lengua inglesa; así que cuando le pregunten si la ha leído, que lo harán, diga que sí y evitará que lo miren con suspicacia- y la sede central de Correos (General Post Office), un edificio de corte neoclásico donde los independentistas que proclamaron la República en 1916 terminaron enfrentándose a las tropas británicas que ocupaban la isla. La lucha duró varios días y acabó con el edificio en llamas, numerosas víctimas y ejecuciones sumarias en uno de los acontecimientos más dramáticos de la reciente historia de Irlanda.

El pasado mes de abril se cumplieron 90 años del Levantamiento de Pascua. Con este motivo, este año, 2.500 soldados irlandeses desfilaron por el centro de la capital (desde el Castillo de Dublín hasta la calle O’Connell, escenario de la insurrección que se conmemora), ante la presencia de la Presidenta Mary McAleese, el Taoiseach Bertie Ahern y las principales autoridades de la República irlandesa, acompañados por más de cien mil ciudadanos. Dentro del programa de actos, se dio lectura en la Central de Correos, emulando a Padráic Pearse, al manifiesto de Proclamación de la República (que costó la vida a sus firmantes), se depositaron flores en el patio de la prisión de Kilmainham donde fueron fusilados los líderes de la sublevación y se invitó a los actos especialmente a los hijos y descendientes de los héroes de 1916.
Lo que resulta extraño es que esta conmemoración no se viniera celebrando en Irlanda en las últimas décadas. Al menos por las instancias oficiales, porque organizaciones republicanas como el Sinn Féin sí realizaban sus convocatorias. ¿Por qué el Gobierno irlandés recupera ahora la memoria de 1916? Noventa años no es un aniversario tan redondo…

Sin embargo, en los últimos cerca de cuarenta años, no sólo las autoridades no conmemoraban esta fecha, sino que prohibían toda celebración. Gerry Adams, presidente del Sinn Féin, precisamente ha recordado cómo se llegó a arrestar en una ocasión a la hija de James Connolly, una mujer de avanzada edad, “por atreverse a hacer lo que los republicanos irlandeses nunca han dejado de hacer, homenajear a un patriota muerto”.

¿Por qué ahora sí se puede (y no sólo se puede, sino que el propio Gobierno se pone a la cabeza de la manifestación)?. Pues porque el proceso de paz ha colocado al Sinn Féin como la principal fuerza en crecimiento al sur de la cicatriz que divide la isla. Las encuestas le auguran un 10% de los votos y tal vez pasar de cinco a catorce escaños en el Dáil (Parlamento irlandés) en las elecciones de 2007. El auge del Sinn Féin supone una clara amenaza a la hegemonía del Fianna Fáil en lo que se denomina el ‘electorado republicano’. Con la descarada intención de neutralizar ese ascenso, Bertie Ahern se ha envuelto en la bandera republicana tratando, de forma bastante hipócrita, de apropiarse de la memoria de 1916.

El General Post Office -en O'Connell Street- donde se proclamó la independencia del país en 1916, siendo actualmente el mayor símbolo del espíritu republicano.

General Post Office, O'Connell Street IRL - Dublin 1

Comentarios:El edificio de la General Post Office (GPO) (Oficina de correos) y el porche jónico fueron construidos en 1814 por Francis Johnston. Ocupa una manzana de casas en el cruce de O'Connell Street con Henry Street. Cuartel general de los insurrectos durante el levantamiento de Pascua en 1916, conserva todavía huellas de bala.

Aunque la imagen de este país se asocia irremediablemente con el terrorismo del IRA, en realidad tanto Irlanda como la propia Dublín son lugares muy seguros y tranquilos; máxime ahora que esta organización ha decidido abandonar las armas. Como en todas partes, sólo hay que guardar algunas medidas de seguridad, las que dicta el sentido común.

Al final de esta avenida -en Parnell Square- se encuentra la Hugh Lane Gallery*, que ofrece obras de Renoir, Manet, Degas y Courbet; el museo de Cera*; y el Dublin Writers Museum*, que conserva numerosos manuscritos, obras y objetos personales de los más famosos escritores irlandeses, como Swift, Sheridan, Shaw, Oscar Wilde, Yeats, Joyce o Beckett entre otros (abierto de lunes a sábados de 10:00 a 17:00 y domingos de 11:00 a 17:00; entrada adultos 5,50 €, menores de 12 años 3 €).

Un proverbio local dice "Keep slow, this is Ireland" (Ten calma, esto es Irlanda); a pesar del dicho, cuando se sale por la puerta principal de la Universidad, el cruce de College St. y Dame St. es de todo menos tranquilo porque allí confluyen todos los estudiantes con los dublineses que van al centro de compras. Desde aquí trazaremos un pequeño círculo para visitar el castillo, las catedrales, el barrio georgiano y las mejores zonas de tiendas.

Al oeste de Dame St. se encuentra el castillo de Dublín*, construido en 1204 por el rey John, quedando visitables de esa época las torres (abierto de lunes a viernes de 10:00 a 16:45 y fines de semana de 14:00 a 16:45; entrada adultos 4,50 €, estudiantes 3,50 €, menores de 12 años 2 €).

!Diez cosas que hacer en Dublín!

6. Visite el Dublín georgiano - Recorra las elegantes calles georgianas de las plazas de Merrion y Fitzwilliam, que son excelentes muestras de ese gran período georgiano.

De camino por Dame St. puede reponer fuerzas en cualquier cafetería tomando el típico vaso de café con leche para llevar y una muffin (adoro estas enormes magdalenas de chocolate, frutas del bosque, vainilla…) antes de llegar a la bocacalle que da acceso al Dublin Castle.Poco queda del castillo original que levantó el rey inglés Juan Sin Tierra en el siglo XIII pues la ocupación británica acabó reconvirtiéndolo en su "cuartel general" en la época en que Dublín fue la segunda ciudad más importante del Imperio después de Londres. Aun así, merece la pena visitarlo brevemente porque fue aquí donde los vikingos fundaron la ciudad, cerca de una charca negra; es decir, cerca de una "Dubh Linn" de donde procede el nombre de la capital.

!Diez cosas que hacer en Dublín!

3. Visite un castillo - Viaje en el tiempo y visite una selección de castillos históricos y antiguos situados en la ciudad y a lo largo del Condado de Dublín.

Uno de los edificios con más historia de Dublín es su castillo, que fue mandado construir por el rey John en 1204. Emplazado sobre una antigua fortaleza danesa, fue el símbolo del dominio británico sobre la isla verde. En él estuvieron encarcelados algunos de los más importantes líderes rebeldes. El edificio actual es en su mayoría del siglo XVIII, y aunque su apariencia externa no es muy llamativa, su interior tiene múltiples salones, entre los que destaca el de San Patricio, en donde se celebra la toma de posesión del Presidente de la República de Irlanda.

Castillo de Dublín, Castle Street IRL - Dublin 2, Teléfono: (01) 679 7831

Condiciones de apertura:Abre 10 (14 sá-do y fest.)-17; última entrada 16.45. Cerrado: Viernes Santo, 24-26 dic. Acceso mediante Guiada (45min) incluyendo Apartamentos Estatales (cuando el uso oficial lo permite) y Sótanos. 4 €. Acceso para sillas de ruedas (excepto sótanos).Comentarios:Los departamentos oficiales (State Apartments) fueron construidos en la segunda mitad del s. XVIII e incluyen varias salas de gala y la galería de pintura, todas ellas lujosamente decoradas.Mucho más antigua es la torre de la pólvora (Powder Tower Undercroft) que se alza sobre las ruinas del castillo normando, donde profundas excavaciones han permitido descubrir una parte de las defensas: un arco del s. XIII y una bóveda de descarga en la muralla de la ciudad, que permitía que los barqueros penetrasen en los fosos para entregar víveres por la puerta falsa. La iglesia de la Santísima Trinidad (Church of the Most Holy Trinity 1814) y Castle Hall, espléndido edificio del s. XVIII, están cerrados al público.


Castillo de Dublín, Dame Street, Dublín
El Castillo de Dublín, ubicado en el corazón de Dublín, le devuelve la vida a la fascinante historia de la ciudad y del país al que ésta llama su hogar. Con el pasar de los años el Castillo ha cumplido con una serie de funciones. Su rol principal fue el de servir como residencia real, la morada del ‘Lord Lieutenant’ de Irlanda o Virrey de Irlanda, el representante del Rey o de la Reina. Los Aposentos del Virrey, que actualmente reciben el nombre de Aposentos del estado, son uno de los lugares más magníficos de Dublín, y también se utilizan para llevar a cabo la ceremonia de inauguración del mandato presidencial de Irlanda. El asistente a cargo de la administración del Castillo de Dublín, el Vicepresidente de Irlanda, también tenía sus oficinas en el lugar. El parlamento y los tribunales sesionaron en el Castillo de Dublín durante años antes de trasladarse a sus ubicaciones actuales. El Castillo de Dublín actualmente alberga un centro de arte y en ocasiones se llevan a cabo conciertos en el lugar. El Castillo comúnmente se encuentra abierto al público, excepto durante las ceremonias estatales. Algunas de las áreas que abren al público son la Sala de San Patricio, el salón de baile donde se llevan a cabo las ceremonias estatales de inauguración del mandato presidencial, el Salón del trono, que contiene un trono del reino del Rey Guillermo III, y los Aposentos del Virrey, que incluyen las habitaciones que alguna vez fueron utilizadas por los miembros de la Familia Real en sus visitas al castillo.

!Diez cosas que hacer en Dublín!

5. Descubra la historia de Dublín - Visite algunos de sus numerosos museos y conozca la historia de esta antigua capital.

Junto al castillo hay unas caballerizas y un parque, donde se toman las mejores fotos del edificio y donde se encuentra la biblioteca Chester Beatty; una de las escasas visitas gratuitas de la ciudad que le permitirá recorrer tesoros de las principales religiones, desde iconos hasta fragmentos originales de las cartas de san Pablo, pasando por molinos de oración budistas o pasajes del Corán. El montaje de la exposición es magnífico y la ambientación de cada sala está muy lograda.

Chester Beatty Library
Museo Europeo del Año 2002, Museo irlandés del Año 2000. Situado en el corazón del centro de la ciudad, las exposiciones de Chester Beatty Library abren una ventana sobre los tesoros artísticos de las grandes culturas y las religiones del mundo. La colección de la Biblioteca es rica en manuscritos, dibujos, iconos, pinturas en miniatura, libros antiguos y objetos de arte de países a lo largo del mundo ofrece un banquete visual a los visitantes. Textos de papiro egipcios, las copias maravillosamente iluminadas del Qur'an, la Biblia, manuscritos de la Europa medieval y del renacimiento están entre los toques de luz de la colección.Miniaturas turcas y persas y pinturas de budista asombrosas están también expuestas, como trajes de dragón chinos y grabados en madera japonés. En su diversidad, la colección captura la mayor parte de la riqueza de expresión humana creativa de aproximadamente 2700 AC hasta el día presente. Opening Times:Monday-Friday: 10am-5pm (May to September) Tuesday-Friday: 10am-5pm (October-April) Saturdays: 11am-5pm (all year) Sundays: 1pm-5pm (all year) Closed Public Holiday Mondays, Good Friday, 24th, 25th, 26th December, 1st January. Admission Prices: Admission is free. Free public tours are available on Wednesdays at 1pm and on Sundays at 3pm and 4pm. Other times by prior arrangement.
How to Get There: By foot: 10 minutes walk from Trinity College, en route to Christ Church Cathedral. Adjacent to the gardens in Dublin Castle. By bus: 13, 16, 19 and 123 (from O'Connell Street).
Chester Beatty Library, Dublin Castle, Dublin 2, Tel: +353 1 407 0750

Por cierto, de vuelta tendrá que pasar de nuevo por la entrada del castillo y su tienda de recuerdos, una de las más baratas de Dublín. ¿Cuáles son las compras más habituales? De todo: Toallas de bar con el logotipo de la Guinness, duendes de peluche, música y emblemas de la cultura celta, semillas de trébol, etc.

De vuelta a la calle Dame y a su continuación, Lord Edward, llegaremos a la primera de las catedrales de Dublín: la Christ Chruch Catedral fue construida por los vikingos en el siglo XII, reformada después por los normandos y, finalmente, terminada en plena transición entre el románico y el gótico.

Christ Church Cathedral, Christ Church Place IRL - Dublin 8, Teléfono: (01) 677 8099

Condiciones de apertura:Abre 9.45 (10 sá-do)-17. Cerrado: 26 dic. Donación 3 €.Comentarios:El edificio actual data básicamente de los años 1871-1878, pero el muro norte de la nave procede de la catedral original. En el baptisterio rehabilitado por George Street en el antiguo porche norte, las pilas bautismales son de mármol irlandés de distintos colores. El crucero sur contiene la excepcional tumba del conde de Kildare, muerto en 1734, cuya estatua yacente impresiona por su realismo. En la nave lateral sur, el monumento de "Strongbow" en memoria del conde de Pembroke, sirvió durante siglos como lugar de encuentro para la firma de todo tipo de contratos. La cripta normanda del s. XII (acceso por la nave lateral sur) servía originalmente para los oficios antes de ser concedida a los comerciantes, y más tarde, utilizada para los entierros. Aún se puede ver la picota (1670) que antes estaba en el cementerio.

Un curioso puente en honor de san Miguel une el ábside de este templo anglicano con otro edificio donde se ha instalado la exposición "Dublinia" que muestra la historia de esta ciudad conquistada por vikingos, normandos y anglosajones.

Entre las catedrales -en Dame St- se encuentra la exposición Dublinia que recrea la ciudad medieval (abierto diariamente de abril a septiembre de 10:00 a 17:00, octubre a marzo de lunes a sábados de 11:00 a 16:00 y domingos de 11:00 a 16:30)

Dublinia and the Medieval Viking World
The Dublinia y the Viking World exhibitions están entre la atracción más populares de Dublín. El marco de la exposición fascina inmediatamente cuando ves las reconstrucciones medievales y vikingas, demostraciones audiovisuales e interactivas. Documentado e imaginativamente presentado a la perfección, siempre hay algo que interese a cada visitante. La exposición se encuentra en un hermoso edificio neogótico, anteriormente el Pasillo de Sínodo de the Church of Ireland, vinculado the Christ Church Cathedral por un puente elegante cubierto, una de los estandartes de la ciudad. Gracias a la caridad y a Dublinia, el dinero se utiliza para financiar la preservación de este hermoso edificio.
Opening Times: April-September: 10am-5pm daily October-March: Monday-Saturday: 11am-4pm Sunday & Bank Holidays: 10am-4pm Closed 23rd, 24th, 25th, 26th Dec & 17th March. Admission Prices: Adults: €6
How to Get There: By bus: 50 (Eden Quay), 78A (Aston Quay). By LUAS: Red line to Four Courts.
Dublinia and the Medieval Viking World St. Michael's Hill, Christchurch, Dublin 8
Tel: +353 1 679 4611

Cerca se encuentra el barrio obrero de las Liberties, de población católica y pobre y donde Swift publicó sus más célebres panfletos contra la miseria de los irlandeses.

Muy cerca, subiendo por New St. se llega a la competencia. La catedral de san Patricio, rodeada de un bonito parque, es la sede del obispo católico. En sus nueve siglos de historia destacan la figura de Jonathan Swift -deán del templo y famoso por obras como "Los viajes de Gulliver"- y el estreno de "El Mesías". Dicen los cronistas que durante el concierto de la inmortal obra de Haendel, el rey inglés Jorge II se puso en pie, emocionado, cuando el coro interpretó el "Aleluya" y que, por ese motivo, desde entonces es habitual levantarse al llegar a este pasaje del Oratorio. Por cierto, tanto una catedral como la otra son de pago, en torno a 5 euros de media la entrada ordinaria.
Las dos catedrales oficiales de Dublín son la Christchurch Cathedral* en Dame St, que conserva una cripta de origen normando (abierta de lunes a viernes de 9:45 a 17:00 y sábados y domingos de 10:00 a 17:00; entrada adultos 5 €, niños y estudiantes 2,50 €); y St Patrick's Cathedral* -al final de Nicholas St- erigida en el siglo XII y cuyo más famoso decano fué Jonathan Swift (abierta diariamente de 9:00 a 18:00, excepto sábados que cierra a las 17:00 y domingos a las 15:00; entrada adultos 4,50 €, estudiantes 3,50 €).

Dublín se caracteriza, entre otras cosas, por tener un gran número de iglesias y nada menos que tres catedrales: La Catedral Iglesia de Cristo, la Pro Cathedral y San Patricio. La Catedral Iglesia de Cristo fue fundada en 1083 por el rey danés Sitric, y demolida y reconstruida por los normandos entre los siglos XII y XIII. Actualmente es el lugar de reunión de los irlandeses en las noches de año nuevo.

La Pro-Cathedral fue construida en el siglo XIX imitando a varios templos, como la iglesia parisina de San Felipe du Roule o el Theseum de Atenas. Pero la más simbólica de las tres catedrales es sin duda la dedicada al patrón de Irlanda, San Patricio. El primer arzobispo anglo-normando, John Comyn, la fundó en 1191, añadiéndose la torre en el siglo XIV y la aguja en el siglo XVIII. Fue en el siglo XIV cuando la catedral albergó la sede de la universidad, hasta que ésta fuera suprimida por el rey Enrique VIII. La catedral está vinculada al autor Jonathan Swift, quien desempeñó el cargo de deán entre los años 1713 y 1754, y cuyos restos mortales reposan en esta catedral.

Catedral de San Patricio, Patrick Street IRL - Dublin 2, Teléfono: (01) 453 9472


Condiciones de apertura:Abre 9-18 (17 sá nov-feb; 15 do nov-feb). Cerrado: 24-26 dic, 1 ene (excepto los servicios). Servicios: do 8.30 (Santa Eucaristía), 11.15 (Eucarístía/Maitines Cantadas), 15.15 (Vïsperas Corales); lu-vi, 9.40 (Maitines Corales - curso escolar solamente), 11.05 (Eucaristía), 17.35 (Vísperas Corales); no hay servicios cantados jul-ago mi; todo el año sá. 11.05. 3,50 €.Comentarios:En el ángulo sudoeste de la nave, el baptisterio abovedado fue probablemente la entrada a la iglesia construida por Comyn. Las baldosas del s. XIII fueron traídas del crucero sur durante la restauración y usadas como modelo para restaurar el resto del pavimento. Al ir hacia el cancel donde por primera vez se interpretó el Mesías de Haendel, verá varios monumentos conmemorativos que recuerdan el sacrificio de los soldados irlandeses en el ejército británico. Sobre el cancel cuelgan las banderas de la Orden de San Patricio, fundada en 1783 por el rey Jorge III, en honor a la nobleza irlandesa leal a la Corona, y que sería disuelta después de la independencia.

Catedral de San Patricio en Dublín
La Catedral de San Patricio en Dublín se construyó junto a un pozo en el que según cuenta la leyenda San Patricio bautizaba a aquellos que se convertían del paganismo al cristianismo. Si bien el sitio está empapado de la historia de Irlanda, la catedral no es un museo sino un edificio residencial dedicado a celebrar misas todos los días del año y misas cantadas seis veces por semana. La Catedral de San Patricio tiene una rica tradición musical que data de 1742, año en el que el coro de la catedral participó en la primera presentación del Mesías de Handel. Hasta el día de hoy, ésta es la única catedral de toda Irlanda y Gran Bretaña que dispone de un coro que realiza dos misas cantadas por día. La catedral actual se construyó en el año 1200 y se finalizó en el 1270. En los años posteriores, se han realizado gran cantidad de renovaciones, pero se ha logrado preservar la pureza histórica del edificio y esto les da a los turistas la sensación de que retroceden en el tiempo hasta los días en los que hombres como Jonathon Swift eran canónigos. La colosal torre oeste, que fue construida en 1370, cuenta con uno de los carillones más grandes de Irlanda. Todo recorrido de la Catedral de San Patricio debe ir acompañado siempre de una participación en una de sus misas para así poder apreciar mejor la cultura y la historia de la parroquia asociada con el famoso santo que llevó el cristianismo a Irlanda.

Saint Patrick's Cathedral
Opening Times: Daily: 9am-6pm except Saturday; (9am-5pm) and Sundays; (from Nov-Feb) 9am-3pm. Tours are not admitted during services except for worship. The Cathedral is closed to visitors on Christmas Eve, Christmas Day, St. Stephens Day and New Year’s Day. Times of Services: Daily (Monday-Friday) 9.40am-10am. Choral Matins (School Term only) 11.05am-11.35am Holy Eucharist, 17.45pm-18.25pm Choral Evensong. Sunday 8.30pm-9pm Holy Eucharist, 11.15am-12.30pm Choral Eucharist/Matins, 15.15pm-16.30pm Choral Evensong. Admission Prices: Adult €5
Saint Patrick's Cathedral Saint Patrick's Close, Dublin 8

Junto al cementerio de san Patricio pasaremos por delante de la Biblioteca del Arzobispo Marsh camino de St. Stephen´s Green, un bonito parque urbano rodeado de casas estilo georgiano similares a las que salen en tantas series clásicas de la BBC, como "Arriba y abajo". Si se fija, a ambos lados de la puerta principal verá un curioso elemento que es un "quitabarros" de hierro donde había que limpiarse los zapatos antes de entrar. El servicio, como era costumbre, accedía por la puerta situada en el sótano.

Biblioteca Marsh, St.Patrick's Close IRL - Dublin 8, Teléfono: (01) 453 9472

Condiciones de apertura:Abre lu y mi-vi 10-13 y 14-17; sá 10.30-13. 2,50 €.Comentarios: La primera biblioteca pública de Irlanda fue construida en 1701 por el arzobispo Narcissus Marsh.. Contiene 25 000 volúmenes. Cuatro donantes, entre ellos el propio fundador, han permitido reunir obras relativas a las ciencias, las matemáticas, la música, así como textos en otros idiomas, algunos incunables u obras de teología protestante y de polémica. La consulta de los libros preciosos se efectúa en tres "jaulas" protegidas por rejas.

A continuación se encuentra St Stephen's Green, enorme parque donado por el clan de los Guinness a la ciudad, en cuyo alrededor se encuentran las más importantes casas georgianas con sus características puertas en vivos colores.

Parque de San Estaban en Dublín
El Parque de San Esteban que alguna vez fuera un terreno público cenagoso, se ha convertido en uno de los lugares más populares de la ciudad donde uno puede disfrutar del aire fresco por la tarde bajo el sol. El parque, que se cercó por primera vez en 1664, tiene una historia fascinante que incluye los ahorcamientos públicos del siglo 18 y el Alzamiento de Pascua de 1916. Además, cuenta con bellos ejemplos de la arquitectura georgiana de los siglos 18 y 19, la mayoría de los cuales son históricos. El parque dispone de varios sitios únicos que usted puede visitar, entre éstos, el jardín para no videntes con plantas aromáticas que resisten ser manipuladas y están catalogadas con el sistema Braille, el jardín en homenaje a Yeats con una escultura de Henry Moore, y varias secciones más repletas de bustos y estatuas históricos significativos. Uno de los lugares favoritos del parque es un lago enorme que tiene variedades de especies de patos a los que les encanta recibir comida de los turistas y de las personas que van de picnic a visitar el lugar todos los días. El Puente O'Connell, el segundo puente de la ciudad que lleva ese nombre, atraviesa el lago más grande del Parque de San Esteban que da hacia un bello mirador de torre. Este parque es muy popular a la hora del almuerzo, cuando los estudiantes, los trabajadores y las personas que salen de compras se toman su tiempo para disfrutar de toda la belleza que el Parque de San Esteban tiene para ofrecerles.

Desde aquí, empieza Grafton St., la vía que une el parque con la Universidad. Es una calle muy animada para comprar en alguno de sus centros comerciales -en especial, el "Powerscourt Townhouse Shopping Centre"- y en cualquiera de sus tiendas. Suele tener músicos, artistas y mucha, mucha gente paseando. Al final del tramo peatonal, casi en el lateral de los edificios universitarios, verá la famosa escultura de Molly Malone. Un nombre que usted asociará con alguna taberna irlandesa y que, en realidad, fue una pescadera. La mala sombra de su historia forma parte del folklore tradicional de este país.

Grafton Street

Comentarios:La calle comercial más elegante de Dublín es hoy una calle peatonal. En el s. XIX estaba pavimentada con madera de pino para amortiguar el ruido de los carruajes. El Bewley's Oriental Café con su fachada de mosaico iluminada con vidrieras de Henry Clarke, fue inaugurado en 1927; los utensilios antiguos expuestos en el primer piso dan una idea aproximada de la evolución profesional desde 1840.


Molly Malone Statue
La estatua de Molly Malone está localizada al final de Grafton street, enfrente del Trinity College. Molly Malone era una figura semi-histórica / legendaria que se conmemora en la canción "Berberechos y Mejillones", un himno de Dublín. Ella trabajó como pescadera, pero también como una obrera y murió en uno de los brotes de cólera que con regularidad solía barrer la ciudad de Dublín.

Molly Malone Statue Junction of Suffolk Street & Grafton Street, Dublin 2

Debemos conseguir tararear (muy útil para los buenos ratos) la canción de Molly Malone, esa vendedora ambulante cuyo fantasma aún pasea por las calles dublinesas: "In Dublin's fair city where the girls are so pretty... She died of a fever and no one could relieve her..." ("En la hermosa ciudad de Dublín, donde las chicas son tan guapas... ella murió de fiebre y nadie pudo remediarlo").

Historia y canción de Molly Malone.

Siguiendo se encuentra el Trinity College, universidad fundada en 1592 por la reina Isabel I de Inglaterra como símbolo de la cultura anglo-protestante, el cuál conserva en su biblioteca el célebre libro de Kells, origen de la cultura irlandesa (abierto de lunes a sábados de 9:30 a 17:00 y domingos de octubre a mayo de 12:00 a 16:30 y de junio a septiembre de 9:30 a 16:30; entrada adultos 7'50 € / estudiantes 6'50 €).
Muy cerca de Temple Bar, frente a la fachada del Bank of Ireland se encuentra la Universidad de Dublín, el llamado Trinity College. Curiosamente, por mucho que aquí se reniegue de todo lo que suene a inglés -sólo hay que ver cómo se está tratando de "normalizar" el uso del gaélico imponiéndolo a toda costa como lengua cooficial- tanto la Universidad como los barrios georgianos del XVIII se deben, precisamente, al periodo de ocupación británico; en concreto, fue la reina Isabel I quien fundó el Trinity College a finales del XVI y, hasta bien entrado el XIX, no admitió nada más que alumnos anglicanos.
Hoy en día, el recinto de la Universidad está formado por numerosos edificios de corte neoclásico entre los que destaca su famosa Biblioteca. Construida entre 1712 y 1732, tiene el privilegio de recibir un ejemplar de cada uno de los libros que se publican en las Islas Británicas así que no es extraño que, en tres siglos, necesite ocho edificios para conservar casi 3.000.000 de volúmenes. La sala principal, The Long Room, es una espléndida galería cubierta por una bóveda de tambor donde, como curiosidad, se conserva el arpa de roble y sauce con cuerdas de bronce, del siglo XV, atribuido a un antiguo rey irlandés y que aparece no sólo en el anverso de los euros, sino también en la etiqueta de la Guinness, en los aviones de Ryanair, etc. Todo un símbolo nacional. Justo debajo de esta sala no deje de visitar la exposición permanente "Trocando en clara luz la oscuridad" donde se conserva el "Libro de Kells", una cuidada obra del siglo IX que contiene los cuatro evangelios en latín rodeados de dibujos, filigranas y signos célticos.
Uno de los edificios más emblemáticos de la capital irlandesa es el Trinity College, fundado por la reina Isabel I en 1591 sobre un monasterio previamente confiscado. En su interior se conservan un gran número de obras literarias, entre las que destaca el Libro de Kells una copia manuscrita de los evangelios realizada en el siglo IX.

Universidad de la Trinidad de Dublín, College Green, Dublin 2, Dublin
La Universidad de la Santísima e Indivisa Trinidad de la Reina Isabel cercana a Dublín o más comúnmente conocida como la Universidad de la Trinidad de Dublín, fue fundada en 1592 por la Reina Isabel I, y es la única universidad que forma parte de la Universidad de Dublín, la universidad más antigua de Irlanda. La Trinidad, que está ubicada en College Green en Dublín, se encuentra frente a las antiguas Casas del Parlamento irlandés, que actualmente ocupa una sucursal del Banco de Irlanda. La ciudad universitaria ocupa 19 hectáreas de terreno con varios edificios históricos interesantes en lo que a su arquitectura respeta, como por ejemplo el campanario, la capilla y el comedor. Se la reconoce a nivel internacional por su excelencia en la educación superior y recibe anualmente a una gran cantidad de visitantes. Entre las atracciones de la ciudad universitaria se encuentran el Centro Oscar Wilde, el Teatro Samuel Beckett y la Galería Douglas Hyde. También cabe destacar el Libro de Kells, que es la pieza central de la exhibición que atrae a más de 500.000 visitantes a la Universidad de la Trinidad de Dublín todos los años. El Libro de Kells, que fue escrito alrededor del año 800 de la era cristiana, contiene una copia opulentamente decorada de los cuatro evangelios en un texto en latín basado en la edición de La Vulgata. Una visita a la Universidad de la Trinidad no estaría completa sin uno de sus famosos recorridos a pie. Estos paseos por la Ciudad universitaria escoltados por estudiantes, le brindarán a todo visitante una fascinante descripción del pasado de la Trinidad, la historia de los edificios de la Ciudad universitaria y anécdotas interesantes sobre sus graduados más famosos.

Condiciones de apertura:Abre lu-sá 9.30-17, do y fest. (17 mar, Viernes Santo, Pascua de Resurrección lu y fest. oct) 12-16.30 (jun-sept do 9.30-16.30). Cerrado: 22 dic-2 ene. 7 €; billete combinado Dublin Experience 10 €. Visita al College (incluyendo Las Columnatas y el Libro de Kells): abre abr-sept 10-16 (última visita), cada 30min desde la Plaza Front. 8 €; billete combinado con la Dublin Experience disponible.

Comentarios:Detrás de la austera fachada se suceden apacibles patios rodeados de edificios del s. XVIII. Cerca de la entrada, un jardín rodea Provost's House, una de las más hermosas casas georgianas residencia del deán del Colegio. El campanil (1853) diseñado por Charles Lanyon se alza en medio de Library Court, cuyo lado sur está cerrado por la biblioteca (Old Library).

Book of Kells
The Book of Kells fue escrito alrededor del año 800 AD y es uno de los manuscritos más maravillosamente iluminados en el mundo. The Book of Kells convierte la oscuridad en luz explicando el trasfondo de la historia del famoso manuscrito del evangelio.
Book of Kells Trinity College Library, Trinity College, College Street, Dublin 2
Tel: +353 1 608 2320Este imponente edificio del s. XVIII es sede de una de las tres principales bibliotecas de las islas británicas, con alrededor de 3 millones de volúmenes. En una de sus galerías se encuentra la sala del Tesoro, donde se guardan las obras más preciosas de la biblioteca. El libro de Kells, el más famoso de todos, es un manuscrito con iluminaciones en papel vitela elaborado alrededor del año 800, donde se transcriben los cuatro Evangelios en latín; el libro de Durrow, que data aproximadamente de 700, también es un manuscrito dedicado a los Evangelios; el libro de Armagh (aproximadamente de 807) reproduce el texto integral en latín del Nuevo Testamento, tal como lo utilizaba la iglesia celta; el libro de Dimma contiene a la vez los Evangelios y textos litúrgicos dentro de un relicario de plata (alrededor de 1150). En el primer piso, la Long room, majestuosa galería abovedada de 65 m de largo, conserva estanterías que contiene unas 200.000 obras. Excepcional exposición "Turning Darkness into Light" acerca de los orígenes de los manuscritos y del arte de la iluminación irlandesa.Una proyección audiovisual, Dublin Experience, resume de manera amena mil años de la historia de la ciudad, desde la época vikinga hasta nuestros días.
En su recinto se encuentra la exposición The Dublin Experience, donde a través de una proyección se narra la historia de la ciudad (abierto de mayo a octubre de 10:00 a 17:00; entrada adultos 4,20 € / estudiantes 6 € / menores de 18 años: 3,50 €).

Frente al Trinity se encuentra el Bank of Ireland, sede del parlamento irlandés hasta el año 1804 (visita gratuita de lunes a viernes de 10:00 a 16:00, excepto jueves que cierra a las 17:00).
De los edificios públicos de la capital irlandesa el más llamativo es el Banco de Irlanda, un edificio sin ventanas construido entre 1729 y 1739 que antiguamente era la sede del Parlamento Irlandés.

Banco de Irlanda, College Green IRL - Dublin 2, Teléfono: (01) 661 5933

Condiciones de apertura:Abre ma-vi 10-16. Cerrado: fest. 1,50 €.Comentarios:El antiguo parlamento irlandés fue comprado por el Banco de Irlanda. Las ventanillas están en la antigua cámara de los comunes, cuyo techo está decorado con cabezas de leones; la antigua cámara de los lores se ha conservado tal como la diseñó Inigo Jones, con su hermoso techo artesonado y tapices del s. XVIII. Una proyección audiovisual y una exposición de monedas antiguas resaltan el papel del Banco de Irlanda en el desarrollo económico del país desde su fundación en 1783.

El actual parlamento, ó Dail Éireann, se encuentra en Leinster House (Kildare St. con Merrion St).

EL ORIGEN DEL PROBLEMA
El 24 de abril de 1916, tras setecientos años de ocupación inglesa, las milicias nacionalistas irlandesas de James Connolly ocupan la Oficina Central de Correos, considerado uno de los símbolos del poder inglés en Dublín, donde siete hombres encabezados por el poeta Patrick Pearse, proclaman la República Irlandesa.
Londres responde con el bombardeo del edificio, la ejecución de los líderes republicanos y con una ola de represión tan violenta, que obtiene un efecto boomerang: la mayoría de la población comienza a simpatizar con el Sinn Féin (que en gaélico significa nosotros solos), el movimiento político que representa el nacionalismo católico irlandés. De hecho, en las elecciones siguientes de 1918, los nacionalistas obtienen una contundente mayoría con el 70% de los votos, negándose a ocupar sus escaños en Westminster y constituyendo en Dublín el primer Dáil Éireann (Parlamento irlandés).
Al nuevo Parlamento se opusieron drásticamente los condados del norte, cuyos habitantes eran mayoritariamente colonos protestantes llegados de Gran Bretaña, dando origen a una guerra civil, que terminaría en 1921 con el Tratado angloirlandés, que consagró la partición de la isla en dos: un Estado Libre (formado por los 26 condados del oeste, este y sur) y una provincia británica en los 6 condados del norte.

Hace 25 años el republicanismo irlandés empezó el viaje que le ha llevado de la guerra y la marginalidad política a la paz y a convertirse en una opción de gobierno a ambos lados de la cicatriz que divide la isla. Las huelgas de hambre de 1981, las movilizaciones en apoyo a los presos y las campañas electorales aceleraron el análisis estratégico en el seno del Sinn Féin, que se comenzó a abrir a cambios profundos. Frente a una convicción mayoritaria en el republicanismo a favor de la lucha armada como única solución al conflicto, comenzaron a abrirse paso quienes, como el propio Gerry Adams, creían que el conflicto político requería una solución política, no militar. “Quienes queríamos ver el final de la lucha armada, teníamos que construir una alternativa capaz de proporcionar a los irlandeses justicia e igualdad”, escribe Adams en sus Memorias políticas (Aguilar, Madrid, 2005). Para ello era preciso corregir el papel subdesarrollado que tenía la política en el movimiento republicano.

Por exigencia del Sinn Féin, se va a conservar una parte del recinto de la prisión de máxima seguridad de Maze (llamada Long Kesh por la comunidad nacionalista) por su importancia histórica, en concreto, el bloque 1 y el ala del hospital donde murieron Bobby Sands y sus nueve compañeros en huelga de hambre en 1981. Sin duda, Long Kesh va a convertirse en un nuevo foco de atracción turística, al igual que otros escenarios del conflicto norirlandés (como el tour por los murales políticos en Belfast) o de las luchas por la independencia en Dublín (como la propia prisión de Kilmainham, por donde pasaron todos los líderes nacionalistas desde el siglo XVIII y donde fueron fusilados los firmantes de la Proclamación de la República irlandesa en 1916).

En una de las primeras sesiones de la restaurada Asamblea de Stormont, el 22 de mayo de 2006, el Sinn Féin, en su papel de principal partido defensor del Acuerdo de Viernes Santo, movió ficha, proponiendo al líder del DUP Ian Paisley como Ministro Principal de Irlanda del Norte y a Martin McGuinness, jefe negociador del Sinn Féin, como Viceministro Principal. Ese es el reparto de poder que prefija el Acuerdo de Viernes Santo: preside el líder de la fuerza más votada en Irlanda del Norte, correspondiendo la vicepresidencia al número 2 de la fuerza más votada en la otra comunidad. Así de simple… y de complejo. Deben gobernar juntos el unionista más recalcitrante y el antiguo dirigente del IRA, dos enemigos que deben comprometerse a convivir y cooperar. Esta sí que será la foto del final de una guerra.

Pero todavía no lo es. Paisley ha rechazado la propuesta, escudándose en que continúa dudando del compromiso exclusivamente político y pacífico de los republicanos (del “IRA/SF”, como él dice), y ha pospuesto cualquier decisión a una consulta a su afiliación a celebrar en otoño. Pero, si no quiere que Dublín comience a cogobernar el Ulster y si quiere que se restaure plenamente la autonomía, Paisley deberá sentarse a hablar con Gerry Adams. No hay otra salida. El bloqueo permanente ya no es una opción. Por otra parte, si el SF quiere participar en el gobierno, tendrá que aceptar que haya un servicio de policía norirlandés, con todas las garantías que se quiera de composición no sectaria, pero deberá aceptarlo, poniendo fin a la política de deslegitimación de los cuerpos policiales en los barrios nacionalistas. Ambas partes deben hacer renuncias.

De hecho, tanto los informes de la Comisión Independiente Internacional de Decomiso (IICD), que verificó en septiembre de 2005 la completa destrucción del arsenal del IRA, como los de la Comisión Independiente de Control o Monitorización (IMC), que acaban de confirmar que el IRA ha cumplido con sus compromisos con el proceso de paz, deberían ser suficientes para convencer al DUP de que los republicanos han hecho los deberes (“han hecho lo que se les había pedido”, en palabras recientes de Tony Blair).

Especialmente el último informe del IMC ha dejado sin oxígeno a Paisley, que venía justificando su intransigencia precisamente en las dudas que apuntaban los anteriores informes de este organismo sobre el final de la actividad tanto militar como delictiva del IRA. Sin embargo, el hecho de que esta Comisión, que no forma parte del Acuerdo de Viernes Santo, que fue creada por exigencia unionista y que no es aceptada por el Sinn Féin por su composición “notoriamente antirrepublicana” (en alusión a la presencia de un ex responsable de la policía antiterrorista británica y de un miembro protestante de la Cámara de los Lores, del Partido de la Alianza), reconozca el desmantelamiento de la estructura militar del IRA y su opción exclusivamente política y democrática ha dejado al DUP sin argumentos. Estas conclusiones de un órgano en el que tanto venían confiando los unionistas deberían ser decisivas para desbloquear por fin el proceso de paz. ¿Qué excusa buscarán ahora?
Para contribuir a la búsqueda de los acuerdos entre los diversos partidos, Londres y Dublín han convocado a los líderes de las fuerzas políticas norirlandesas esta misma semana, los próximos días 11, 12 y 13 de octubre, en Saint Andrews (Escocia). ¿Habrá, por fin, fumata bianca?

College Green, Nassau Street IRL - Dublin 2

Comentarios:Este extenso espacio triangular, también llamado Hoggen Green, ocupa el lugar de un antiguo cementerio (haugen) y de un foro (thengmote) vikingos. En el centro se levanta la estatua (1849) de Henry Grattan hecha por John Foley, y una obra metálica moderna de Edward Delaney en homenaje a Thomas Davis (1814-1845), poeta, fundador de The Nation y jefe del movimiento de la Joven Irlanda.

Junto al parlamento se sitúa el Museo Nacional (abierto de martes a sábados de 10:00 a 17:00 y domingos de 14:00 a 17:00).

Hay otros muchos museos interesantes que visitar en Dublín, como el Museo Nacional, inaugurado en 1890. Este museo cuenta con tres secciones, la de Antigüedades Irlandesas, Arte e Industria e Historia Natural, que tiene una importante muestra de ciervos prehistóricos irlandeses, conocidos como Irish Elk. Sin embargo es la sección de Antigüedades Irlandesas la que conserva las piezas más importantes, como son el Cáliz de Ardagh, el Alfiler de Tara o la Cruz de Cong.

Galería Nacional de Irlanda en Dublín
La Galería Nacional de Irlanda alberga la colección nacional de Irlanda de arte irlandés y europeo. Está ubicada en el centro de la ciudad de Dublín y tiene una entrada sobre la plaza Merrion, junto a la Casa Leinster, y otra entrada sobre Clare Street. La Galería Nacional de Irlanda se fundó en 1854 y abrió sus puertas diez años más tarde. Si bien ésta dispone de una amplia colección representativa de la pintura irlandesa, también es famosa por contar con numerosos ejemplos de pinturas de los principales exponentes holandeses y del barroco italiano. La galería ofrece varias actividades de interés para los visitantes, entre ellas, recorridos guiados de las obras. Además se pueden hacer reservas para discapacitados visuales y auditivos escribiendo con tres semanas de anticipación a la fecha en la que planea hacer la visita. Hay un programa permanente de cursos de arte, talleres y actividades de integración para adultos, adolescentes, niños y familias. Luego de disfrutar de un recorrido por la Galería Nacional de Irlanda y de participar visualmente del esplendor que ofrece el lugar, los visitantes pueden refrescarse en ‘Fitzers’, el restaurante de la galería que se encuentra en el restaurante y café del jardín de invierno. La entrada a la Galería Nacional de Irlanda es sin cargo, pero se aceptan donaciones. Hay varias cajas distribuidas por todo el edificio en las que los visitantes pueden dejar donaciones para colaborar económicamente con los numerosos proyectos y actividades que patrocina la galería todos los años.

Una recomendación final: en cuestión de quince minutos puede pasar del sol a la lluvia y viceversa, así que prepárese para un tiempo inestable y, sobre todo, no olvide que, según Oscar Wilde, "la vida es demasiado importante como para tomársela en serio".

Ala, a tomar unas pintas y a cenar algo por Temple Bar.

PUBS

ALFIE BYRNES
Conrad Hotel, Earlsfort Terrace, Dublin 2
Pub tradicional irlandés antiguamente conocido como "Lord Mayor" con excelentes menus de mediodía. Imprescindible el cocktail de la casa "Alfies".
BOBS BAR
35 East Essex St, Temple Bar, Dublin 2
Local de diseño situado en el barrio cultural de la ciudad. Comprende 4 pisos, uno de ellos destinado a pista de baile. Capacidad: 1000 personas
BREAK FOR THE BORDER
Lower Stephens St, Dublin 2
Uno de los mayores centros de diversión de Dublín, con 3 plantas de restaurante, discoteca, club y música en directo. Capacidad: 1200 personas
BUSKERS
Fleet St, Temple Bar, Dublin 2
Bar colorido y brillante que combina restaurante con moderna pista de baile. Capacidad: 750 personas
THE CELLAR BAR
24 Upper Merrion St, Dublin 2
Pub tradicional del siglo XVIII, con una amplia carta de platos y música en vivo los martes por la noche y los domingos por la mañana.
DAVY BYRNES
21 Duke St, Dublin 2
Lugar de renombre internacional frecuentado por artistas y políticos e inmortalizado por James Joyce en "Ulises". Decoración art-decó con pinturas y esculturas de artistas de renombre. Abierto desde 1798. Capacidad: 150 personas
DUBLIN'S LEFT BANK
Anglesea St, Temple Bar, Dublin 2
Antiguo local perteneciente al Banco de Irlanda, con incrustaciones de monedas en los techos y paredes. Restaurante y música de los años 60, 70 y 80. Capacidad: 350 personas
EAMONN DORANS
3A Crown Alley, Temple Bar, Dublin 2
Lugar de cita obligado para los bandas de música pop & rock que visitan la ciudad. La planta principal se convierte en discoteca a partir de las 23 horas, mientras que la superior permanece con música tradicional irlandesa. Capacidad: 700 personas
FIREWORKS
Old Central Fire Station, Tara St, Dublin 2
Espectacular bar y discoteca construido sobre una antigua estación de bomberos. Música funky y ritmos electrónicos a partir de las 23 horas. Jazz en vivo todos los miércoles. Capacidad: 1200 personas
THE GEORGE
South Great Georges St, Dublin 2
El mayor pub gay de la ciudad incorpora pub y discoteca por las noches. Frecuentes espectáculos y conciertos de artistas de fama internacional. Capacidad: 1000 personas
GUBU
7-8 Capel St, Dublin 1
Local de ambiente gay joven con diferentes tipos de música según los días de la semana. Viernes clásicos y años 60; domingos jazz y música en directo. Capacidad: 400 personas
THE ISAAC BUTT BAR
Store St, Dublin 1
3 bares separados cada uno con un estilo diferente. Excelentes comidas y seguimientos de acontecimientos deportivos a través de grandes pantallas. Música en vivo casi todas las noches en la planta inferior. Capacidad: 250 personas
JACK NEALONS BAR
165 Capel St, Dublin 1
El mejor ejemplo de ornamentación de techos en Dublin. Un lugar confortable que invita a la conversación. Capacidad: 200 personas
LANIGAN'S
Clifton Court Hotel, 11 Eden Quay, Dublin 1
Pub tradicional irlandés en una impresionante atmósfera conseguida con la decoración y la iluminación de velas. Música tradicional en vivo y menús todo el día. Capacidad: 400 personas
MULLIGANS
8 Poolberg St, Dublin 2
Pub abierto en 1820, con decoración Victoriana de madera basada en divisiones y rincones y zonas oscuras para dar mayor intimidad.
THE OLD STAND
37 Exchequer St, Dublin 2
Probablemente el más antiguo pub de la ciudad, con evidencias de su existencia antes de 1659. Comida tradicional irlandesa y atmósfera cordial.
THE OLIVER ST. JOHN COGARTY
Anglesea St, Temple Bar, Dublin 2
Uno de los pubs más celebres de Dublín, dedicado al mayor conocedor de la cerveza Guinness: John Cogarty. Todo en este pub recuerda la historia de la ciudad. Capacidad: 100 personas
SINNOTTS
South King St, Dublin 2
Pub tradicional, con una gran colección de obras literarias y pinturas adornando las paredes. Comidas servidas las 24 horas y música en directo.
TURKS HEAD CHOP HOUSE
Parliament St, Temple Bar, Dublin 2
Bar de diseño extravagante formado por mosaicos y complementos de inspiración española, que además facilita alojamiento y comidas.
ZANZIBAR
35 Lower Ormond Quay, Dublin 1
Una de las últimas apuestas en la ciudad. Un local con decoración salvaje y oriental que transmite sensación de opulencia. Gran selección de cockteles. Capacidad: 1200 personas


LUNES 30 DE ABRIL:

Hoy veremos lo que nos faltó de ver ayer. No será mucho, así la tarde la reservaremos a las compras y a las pintas.

Tenemos que ir hasta O’Connell street para coger el autobús 123.

La cercana factoría cervecera Guinness -situada en St. James Gate- ofrece recorridos por la fábrica, que incluyen degustaciones de su famosa cerveza negra (abierto diariamente de 9:30 a 17:00; entrada adultos 13,50 €, menores de 12 años 3 € , estudiantes hasta 18 años 6,50 €, estudiantes a partir de 18 años 9 €; autobuses 51B, 78A y 123 a lo largo de los muelles del río Liffey).

Irlanda es famosa por su Guinness y una visita al Almacén en James’s Gate, Dublín es una buena forma de descubrir sus más de 250 años de historia cervecera.

Lo que no tiene rival es la Guinnes, dublinesa famosa en el mundo entero. Desde el bar acristalado de la sede cervecera se puede contemplar la capital (un millón de habitantes) en todo su esplendor. El centro hacinado y el mar abierto.

Pero no se olvide del resto de cervezas irlandesas, como Murphy’s Irish Stout, Beamish, y Kilkenny beer. También puede visitar The Hilden Brewery en Lisburn, donde se encuentra el Tap Room Bar, el único bar en Irlanda que sólo sirve el tipo de cerveza real ale en barril.


Situada en el centro de la Fábrica de cerveza en St. James's Gate GUINNESS STOREHOUSE®es la principal atracción turística en Irlanda. Nuestropersonal les recibirá encantado y dará vida a unagran parte de la historia irlandesa.

Atrio
La STOREHOUSE® se construyó en 1904 para acoger el proceso de fermentación de GUINNESS®. Este increíble edificio se construyó con el estilo de la escuela de arquitectura de Chicago, que usa sólidas vigas de acero para dar apoyo a la estructura del edificio. El edificio STOREHOUSE® alojó la fermentación de la cerveza GUINNESS® hasta 1988, y en noviembre de 2000, abrió sus puertas a los turistas. La estructura de la GUINNESS STOREHOUSE® se inspiró en un vaso de pinta gigante, que va hacia arriba desde la recepción en la planta baja hasta el bar Gravity en el cielo. Si se llenase, esta pinta gigante contendría aproximadamente 14.3 millones de pintas de GUINNESS®! Ningunas vacaciones en Dublín están completas sin antes hacer una excursión al GUINNESS STOREHOUSE®.
Planta baja
En la planta baja, donde también puede visitar la tienda, la inmensa exhibición le presenta los 4 ingredientes ; agua, cebada, lúpulo y levadura, los cuales se combinan para hacer una pinta perfecta. En cuanto prosiga su visita, se encontrará con el quinto elemento vital, el mismísimo Arthur Guinness.
Primera planta
Nuestro maestro cervecero virtual le guía paso a paso a través del Proceso Cervecero. Hasta 100 afortunados visitantes cada semana podrán Comenzar el proceso ellos mismos al utilizar un ordenador que está programado con el mismo horario que la fábrica de cerveza. En el mismo piso encontrará un Laboratorio de catación de tecnología punta, una Exhibición de transporte, el Arte del Tonelero y cuentos de GUINNESS® en el extranjero.
Segunda planta
Aquí encontrará la historia de Campañas de promoción GUINNESS® que contienen objetos de recuerdo de la marca e historias de conocidos iconos, desde el Tucán hasta los Surfistas GUINNESS®. También podrá ver una selección de anuncios para televisión de GUINNESS® que han hecho conocido el símbolo irlandés en todos los puntos del globo.
Tercera planta
La Choice Zone consiste en una exhibición interactiva que reta a los visitantes a fijarse en sus propios hábitos de bebida y reconocer la delgada línea entre divertirse bebiendo y abusar de la bebida.
Cuarta planta
La exposición de Historia del Edificio hace un seguimiento de la historia del edificio desde su construcción en 1904 como planta de fermentación hasta su renacimiento en el año 2000 como la experiencia para visitantes GUINNESS STOREHOUSE®. El foro del Hogar también se encuentra aquí. ¡Aquí es donde tiene la oportunidad de dejar un mensaje sobre lo que usted quiera!
Quinta planta
El Source Bar es un bar de diseño artístico en donde podrá aprender a servirse su propia pinta de cerveza GUINNESS®. Además de esto, el Brewery Bar es un lugar informal y relajado para cenar mientras se está en el GUINNESS Storehouse®. Disfrute de la cocina irlandesa tradicional con recetas irlandesas tradicionales que utilizan GUINNESS® como ingrediente distintivo. La sección “My Goodness My Gilroy” es una exhibición del trabajo de John Gilroy, el artista responsable de la famosa campaña publicitaria GUINNESS® desde los años 30 hasta los años 60. Abierta al público desde julio de 2004 con motivo de la celebración del 75º aniversario de las campañas publicitarias GUINNESS®, la exhibición consta de los bocetos originales de Gilroy, ilustraciones y pósters, extraídos del Archivo GUINNESS®. También se muestran los anuncios de televisión de GUINNESS® que se retransmitieron en 1955, los cuales dieron vida a los famosos personajes de Gilroy.
Séptima planta
El Bar GRAVITY® Por fin ha llegado hasta la parte de arriba de la pinta. Aquí es donde le darán su pinta gratis de cerveza GUINNESS®. Relájese y disfrute de vistas panorámicas de la ciudad de Dublín. Éste es uno de los lugares más espectaculares que se pueden visitar en la ciudad.

Teniendo la historia de la empresa que abarca desde 1759 - ¿en qué otro sitio aprendería la historia de GUINNESS® - aparte del hogar del “black stuff”? Arthur Guinness y la fundación de la Cervecería Arthur Guinness nació en 1725 cerca de Dublín en la ciudad de Celbridge, en el condado de Kildare en donde su padre, Richard Guinness, era un administrador de tierras. Parte del deber de Richard era supervisar la fermentación de la cerveza para los trabajadores del estado y probablemente el joven Arthur aprendiese así en un principio el arte de la fermentación de su padre. La industria fermentadora de Dublín en aquellos tiempos sufría ya que se imponían menos impuestos a la cerveza inglesa que al producto hecho en casa. Sin embargo, Arthur no se dejó intimidar. Decidió adquirir lo que entonces era una cervecería pequeña, poco equipada y en desuso en la Entrada de St James's Gate. El contrato de arrendamiento, firmado el 31 de Diciembre de 1759, era para 9000 años por un alquiler anual de 45 libras. Para empezar, Arthur se dedicó a fermentar cerveza fuerte y clara, pero en el año 1770 comenzó a exportarse desde Londres una nueva bebida, una nueva cerveza negra fuerte llamada porter. Arthur decidió fermentar esta cerveza. Lo hizo extremadamente bien y ya entrado en sus setenta años, Arthur continuó en activo y supervisó su negocio en la Cervecería, ayudado entonces por tres de sus hijos. Arthur se casó con una heredera, Olivia Whitmore, y tuvo 21 hijos, 10 de los cuales sobrevivieron y llegaron a adultos. Cuando murió, dejó una considerable fortuna personal de unas 23.000 libras y un negocio completamente en alza que generaciones posteriores de su familia desarrollaron siguiendo el ejemplo de iniciativa empresarial establecido por su fundador.

Arthur Guinness I(1725-1803)
· 1763, elegido guardian de la Corporación Dublinesa de Cerveceros.
· 1767 Maestro de la Corporación de Cerveceros
· Finales de la década de 1770, se hizo cervecero del Castillo de Dublín
· Gobernador de la Junta del Hospital de Meath
· Donó 250 guineas a las Escuelas Religiosas de San Patricio, comenzando así la larga relación entre la familia Guinness y la catedral

Arthur Guinness II(1768-1855)
· Miembro fundador de la Sociedad para Mejorar las Condiciones de los Niños Empleados como Limpiadores de Chimeneas
· Gobernador del Banco de Irlanda en 1820
· Presidente de la Cámara de Comercio de Dublín

Benjamin Lee Guinness(1798-1868)
· Señor Alcalde de Dubín, 1851
· Elegido Ministro del Parlamento de la ciudad de Dublín en 1865
· Donó 150.000 libras destinadas a la restauración de la catedral de San Patricio durante 1860 - 1865
· Comenzó la restauración de la biblioteca de Marsh

Edward Cecil Guinness(1847-1927)
· Primer Señor Iveagh
· Estableció el Trust Guinness, que luego se llamó Trust Iveagh, en Dublín y en Londres para proporcionar hogar a los pobres
· El Hostal Iveagh Hostel acoge a 500 hombres; Baños Iveagh; Centro de Juegos Iveagh para que se diviertan y aprendan los niños de la localidad
· Presentó el Campo Deportivo Iveagh, en Crumlin, para los empleados de la cervecería
· Donaciones a la Catedral de San Patricio para un juego de campanas nuevas, restauración del campanario y reparaciones abundantes
· Diseñó el Parque de San Patricio al lado de la Catedral como jardines públicos en 1901
· Canciller de la universidad Trinity
· Regaló terrenos cercanos al Earlsfort Terrace a la Universidad Nacional de Irlanda para hacer edificios universitarios
Donó 50.000 libras que se distribuyeron por los hospitales de Dublín


Arthur Edward Guinness(1840-1915)
· Completó la restauración de la biblioteca de Marsh
· Hizo el paisaje de St. Stephen’s Green y lo regaló al público en 1880
· Ascendió a la nobleza como Barón Ardilaun de Ashford, Condado de Galway en 1880
· Presidente de la Real Sociedad de Dublín durante 16 años
· Reconstruyó el Hospital Coombe

Rupert Edward Guinness(1874-1967)
· Segundo Señor Iveagh
· Donó la Casa Iveagh, en St. Stephen’s Green al gobierno irlandés en 1939 (ahora es el Departamento de Asuntos Exteriores)
· Canciller de la Universidad Trinity de Dublín
· Hizo donaciones a la Universidad de Dublín que ayudaron para: la nueva biblioteca; Escuelas de Física y Botánica; amueblar la Casa Purser (para mujeres estudiantes).
· Recibió una insignia de Compañero de Caballero de la Más Noble Orden del Garter en 1948

A pie
En un buen día, la mejor forma de llegar al GUINNESS STOREHOUSE® desde el centro de la ciudad es a pie. Desde Dame Street (cerca de Trinity College), vaya derecho. Siga la carretera alrededor, pasando la catedral Christchurch a la derecha hacia Thomas Street. En Crane Street gire a la izquierda, y al final de la carretera gire hacia la derecha por Market Street. El GUINNESS STOREHOUSE® está a la derecha. Tiempo aproximado: 15 minutos.

No muy lejos (podemos ir andando) nos acercamos a la prisión de Kilmainham.

Para zambullirse en la sangrienta historia del país es importante la visita a la antigua prisión de Kilmainham, donde se pueden visitar las celdas de los grandes patriotas nacionales, como Emmet, Parnell, Pearse o Connolly (autobuses 51B, 78A y 79 hasta Inchicore Road, abierta diariamente de abril a septiembre de 9:30 a 17:00; de octubre a marzo de lunes a sábados de 9:30 a 16:00 y domingos de 10:00 a 17:00; entrada adultos 5 €, niños y estudiantes 2 €).

Kilmainham Gaol
Si no fuera por otra razón, la Cárcel de Kilmainham sería famosa por ser la cárcel desocupada más grande en estas islas. Como tal, esto da una idea dramática y realista al visitante de lo que no gustaba para haber sido cerrado uno de los bastiones de prohibición, castigo y corrección entre 1796 cuando se abrió y 1924 cuando cerró y ofrece una idea panorámica de algunos los temas más profundos, inquietantes e inspiradores de la historia moderna irlandesa. Los líderes de las rebeliones de 1798, 1803, 1848, 1867 y 1916 fueron detenidos aquí. Tales nombres como Robert Emmet, Carlos Stewart Parnell, líderes del Rising & DeValera de 1916 son asociados con la Cárcel.
Separatismo militante
En 1916 el levantamiento republicano de Pascua de Dublín fue sofocado, pero marcó la creación del Ejército Republicano Irlandés (IRA) y la última etapa de una larga lucha por la libertad.
En 1916, una pequeña banda de nacionalistas intentó llevar a cabo una rebelión que se llamó "La Rebelión de Pascua" bajo el liderazgo de Padraig Pearse y James Connolly. Al principio esta rebelión no fue bien acogida en los medios nacionalistas del país, considerando que había un número considerable de irlandeses en las tropas británicas que luchaban en Europa. De hecho algunos periódicos pedían la ejecución de Pearse y demás dirigentes de la rebelión. Sin embargo, fue precisamente la ejecución sumaria que llevaron a cabo de los dirigentes rebeldes lo que promovió la ola de simpatía por éstos y su causa.
El gobierno británico erróneamente acusó a Sinn Féin, en aquel entonces un pequeño partido monárquico con poco respaldo popular, como los promotores de la rebelión. Este error resultó caro pues los que sobrevivieron a la rebelión, muy notablemente Eamon de Valera, al regresar de su encarcelamiento en Inglaterra, se unieron en gran número al partido, radicalizando su posición.
Hasta 1917 Sinn Féin abogaba por una monarquía en donde Irlanda y la Gran Bretaña compartirían el mismo rey al estilo del imperio Austro-Húngaro. Sin embargo, debido a disidencia entre monárquicos y republicanos el partido decidió promover la causa de la independencia, dejando a los irlandeses elegir, una vez obtenida ésta, votar por la república o por la monarquía, entendiéndose que en esta última el rey no pertenecería a la casa real británica.
Durante 1917 y 1918, Sinn Féin y el Partido Parlamentario Irlandés se envolvieron en una batalla electoral inconclusa, pues se alternaron en ganar unas elecciones y perder otras. La balanza se inclinó. sin embargo, a favor de Sinn Féin, cuando el gobierno británico trató de imponer una ley de reclutamiento militar, sin considerar el aporte voluntario que había hecho Irlanda al ejército británico. Ante esta situación inclusive el PPI se vio obligado a retirar sus legisladores del Parlamento de Westminster.
En Diciembre de 1918, en una elección general, Sinn Féin obtuvo 73 escaños de los 105 que le correspondían a Irlanda. Sin embargo, los nuevos parlamentarios rehusaron sentarse en el Parlamento británico. En su lugar se reunieron en la Mansion House de Dublin estableciendo el Dáil Éireann o parlamento revolucionario irlandés. A continuación proclamaron la República Irlandesa e intentaron establecer un sistema de gobierno.
Guerra de Independencia
La campaña del IRA obligó a los británicos en 1920 a otorgar la independencia a 26 condados de mayoría católica. Irlanda del Sur se convirtió en una región autónoma dentro del Reino Unido. Los otros seis condados ubicados en el Noreste pasaron a ser Irlanda del Norte, con gobierno en Belfast y representación en el parlamento británico de Westminster.
En el periodo de 1919 a 1921, el Ejército Republicano Irlandés (IRA)luchó en guerra de guerrillas contra el ejército británico y las unidades paramilitares conocidas como Black and Tans (Negros y Quemados). Ambos bandos desarrollaron una lucha brutal; los Black and Tan quemaban pueblos completos y torturaban a los civiles. El IRA, por su parte, mataba a aquellos civiles que sospechaba que ayudaban o eran informantes de los británicos o destruían lugares históricos en respuesta a los ataques de los británicos contra las casas de los republicanos, reales o sospechosos. Esta lucha se denominó "Guerra de Independencia" o "Guerra Anglo-Irlandesa".
En 1920 se publicó un nueva ley que pretendía dividir a Irlanda en dos regiones autónomas: Irlanda del Norte e Irlanda del Sur. La Irlanda de Norte se constituyó sólidamente, pero no así la del Sur, la cual fue boicoteada por los nacionalistas y nunca llegó a tomar la forma de un gobierno real. Eventualmente se llamó a un cese al fuego y las negociaciones entre los irlandeses y los británicos produjeron el Tratado Anglo-Irlandés. Bajo este tratado Irlanda del Sur y Occidental se le daba un carácter autónomo que excedía las exigencias de Parnell y del Partido Parlamentario Irlandés, adoptando una forma de gobierno y autonomía similar a la del Dominio de Canadá.
Irlanda del Norte quedaba formando parte del Reino Unido, con representación en el parlamento de Londres. Se nombró una comisión para establecer las líneas fronterizas entre Irlanda del Norte, también llamada Ulster (aunque en rigor esta región está constituida de solo seis de los nueve condados del Ulster histórico), y el nuevo estado irlandés.
1920 - Un grupo paramilitar, denominado Black and Tans por el color de sus uniformes, en los que se entremezclaba el caqui y el negro, son transportados a Irlanda por el Gobierno británico. Treinta personas mueren en los enfrentamientos iniciales tras su llegada.
Se produce el Domingo Sangriento en Dublín, en el que el IRA mata a catorce agentes de los Servicios de Inteligencia británicos durante la mañana del 21 de noviembre. Los Black and Tans disparan a los espectadores y jugadores de un partido de fútbol gaélico ese mediodía, matando a doce personas.
Guerra Civil (1922-1923)
En 1922 Irlanda del Sur declaró la independencia y se convirtió en el Estado Irlandés Libre, bajo el dominio de la corona británica. En 1949, el Estado Libre se convirtió en la República Irlandesa, rompiendo formalmente los últimos vínculos con el Commonwealth.
El parlamento irlandés (Dáil) aprobó el Tratado Anglo-Irlandés en Diciembre de 1921. Bajo el liderazgo de W.T. Collins se estableció el Estado Libre Irlandés, un nuevo ejército para reemplazar al IRA y una nueva policía o Guardia Civil (llamada Gardaí Síochana) que reemplazaría una de las policías existentes (Royal Irish Constabulary). La segunda policía, la Policía Metropolitana de Dublín se fusionó con la Gardaí algunos años después.
Sin embargo, una minoría liderada por Éamon de Valera se oponía al tratado alegando que éste no creaba una verdadera república independiente, que imponía un Juramento de Obediencia y Fidelidad a la corona por parte de los parlamentarios y que contemplaba la partición del país. De Valera y sus partidarios se retiraron del parlamento irlandés e iniciaron una guerra civil entre los partidarios del tratado y los que estaban en contra. Esta guerra tuvo más bajas que la Guerra Anglo-Irlandesa y dividió profundamente al país, al punto que dicha división todavía persiste.

1923 - En mayo finaliza la Guerra Civil cuando el IRA ordena a sus voluntarios que abandonen las armas. Durante los años 20 el IRA vuelve a reorganizarse y atrae a muchos seguidores, jugando un papel fundamental en la elección del primer Gobierno de Fianna Fáil ­partido que actualmente se encuentra en el gobierno irlandés y que surgió del IRA bajo el liderazgo de Eamon de Valera en 1926.

La Constitución de 1937 considera a Irlanda un territorio único; todos sus habitantes tienen derecho a votar y ser elegidos.
Con el apoyo de la mayoría protestante, el Partido Unionista del Ulster (UUP) controló siempre el Parlamento de Belfast. Durante 50 años Irlanda del Norte tuvo una administración exclusiva de los unionistas, encabezada por el primer ministro provincial y un gobernador en representación de la Corona Británica.
La minoría católica de Irlanda del Norte fue excluida entonces de los asuntos políticos internos, y sufrió diversas formas de discriminación en otros campos, todo lo cual llevó a la formación de un activo movimiento reivindicatorio de los derechos civiles en la década de los sesenta.
A pesar de que practicaban una política de no violencia, los sectores protestantes extremistas tomaron ese movimiento por los derechos civiles como una amenaza para el estatuto de la región y lo atacaron violentamente.
Enfrentado a crecientes disturbios, en abril de 1969 el gobierno de Irlanda del Norte solicitó la presencia de tropas británicas para proteger las instalaciones estratégicas de la región. En el mes de agosto de ese año, Belfast y Londres acordaron poner todas las fuerzas de seguridad de la provincia bajo el comando británico.
Para contrarrestar al IRA Provisional, los "leales" a la corona británica formaron una serie de organizaciones paramilitares, entre ellas la Fuerza de Voluntarios del Ulster y la Asociación de Defensa del Ulster. Entre 1969 y mediados de 1994, tres mil personas fueron muertas por paramilitares protestantes y católicos, el ejército británico, las fuerzas policiales del Ulster y el Cuerpo Policial Real del Ulster (RUC). En 1972 los presos paramilitares fueron declarados presos políticos, pero la decisión quedó sin efecto en 1976.
La creciente violencia hizo que Londres asumiera toda la responsabilidad por el mantenimiento de la ley y el orden en Irlanda del Norte. Se eliminó el gobierno de Belfast y se instaló un sistema de "gobierno directo" desde Westminster. En un plebiscito realizado en marzo de 1973, el 60% de la población de Irlanda del Norte votó a favor de la unión con Gran Bretaña (ver historia del Reino Unido).

1939 - El IRA inicia una campaña de bombas en ciudades inglesas, que finaliza en 1941. La introducción del encarcelamiento sin juicio en Inglaterra y la Republica irlandesa provoca 17.000 detenidos. El IRA tiene problemas de reclutamiento.

1950 - El IRA ordena a sus voluntarios que no ataquen a las Fuerzas de Seguridad de la Republica irlandesa. Se inicia la Campaña Fronteriza, durante la que el IRA atacará fortificaciones militares en el norte de Irlanda y Gran Bretaña. Ello se produce en preparación a la campaña militar entre 1956 y 1962.

1960 - Emerge el movimiento por los derechos civiles, y el IRA decide que se debe apoyar a esta campaña para dar a conocer la discriminación que sufre la población nacionalista en los Seis Condados.
La campaña por los derechos civiles, que se lanza a mediados de los sesenta, transforma totalmente la situación política. Sus demandas por derechos sociales, civiles y económicos básicos ­un voto por ciudadano, igualdad de acceso a empleo y viviendas­ creó una crisis tremenda en los Seis Condados. La demanda pacífica de estos derechos civiles fue contestada con violencia por las fuerzas de seguridad norirlandesas y los grupos paramilitares unionistas.

En 1976, después de que el IRA asesinara al embajador británico en Dublín, Irlanda del Norte tomó medidas más severas contra el terrorismo. El Fianna Fáil recuperó el gobierno en 1977 y mantuvo con Londres las mismas buenas relaciones que sus antecesores. El primer ministro Jack Lynch apoyó la formación de un gobierno delegado en el norte, en lugar de la unificación total.
En agosto de 1979 Dublín acordó aumentar la seguridad de la frontera después del asesinato simultáneo de lord Mountbatten -conocida figura británica vinculada a la familia real- en la República de Irlanda, y de 18 soldados británicos en Warrenpoint, en Ulster. En diciembre, Lynch renunció y fue sustituido por el ex ministro Charles Haughey, quien retornó a la vieja idea de la reunificación con una forma de autonomía en el Ulster.

1969 - En Belfast y Derry los distritos nacionalistas son atacados por el Estado policial y grupos unionistas. El IRA, que se encontraba sin capacidad de reacción ya que los líderes habían abandonado la idea de la campaña militar, es incapaz de responder a la petición de defensa de la comunidad nacionalista.

1972 - En julio, los líderes republicanos viajan a Londres para reunirse con el Gobierno británico y se inicia un alto el fuego que los británicos utilizan para reorganizarse militarmente. En enero de 1972, los soldados británicos asesinan a catorce civiles en Derry durante una marcha por los derechos civiles.
1974-75 - El conflicto se intensifica. En Inglaterra el IRA lleva a cabo una campaña de bombas. Se produce un nuevo alto el fuego, pero el Gobierno británico no muestra interés en una solución negociada, y opta por la creación de grupos paramilitares a través de sus servicios secretos. El aparato del Estado británico en el norte Irlanda ­el Ejército, la Policía, el sistema legal, las cárceles­ se transforman en palabras del Brigada Frank Kitson en «armas del arsenal del gobierno». Sin embargo, el apoyo popular es la mejor arma de la campaña del IRA.

1979 - El IRA embosca y mata a 18 soldados británicos en Warrenpoint, en el condado de Down.

1980 - La campaña británica contra el IRA apunta ahora a dañar a la organización a través de sus presos. A pesar de haber reconocido a los miembros del IRA como prisioneros de guerra hasta 1976, los británicos introducen la política de criminalización en esa época. Tortura, tribunales especiales, sentencias largas y brutalidad dentro de las cárceles eran la norma. Pero la negativa de los presos a aceptar esta estrategia, que dio lugar a las huelgas de hambre en las que perecieron 10 presos del IRA, dio fin a esta estrategia y amplió el apoyo a los republicanos.

Durante la década de 1980, la economía irlandesa sufrió altos niveles de desempleo (un promedio del 16,4 % entre 1983 y 1988) y emigración, a los que se sumaron los elevados índices de inflación y recesión industrial. Un estricto programa de austeridad, aplicado desde 1987, permitió reanudar el crecimiento en la segunda mitad de la década. La presencia de la mujer irlandesa en el mercado de trabajo era del 38,5%, índice que ponía a Irlanda en el penúltimo lugar de Europa occidental.

Durante los setenta y los ochenta se iniciaron contactos confidenciales entre el Gobierno británico y el IRA. Ambos admiten que la victoria militar no es posible. El fin de las operaciones militares se anunció a finales de agosto de 1994, después de que se iniciaran las actuales negociaciones de paz, una iniciativa del líder de Sinn Féin, Gerry Adams, y del SDLP, John Hume.

31 Agosto 1994 - El IRA declara un alto el fuego. En dos comunicados sucesivos,
en septiembre y diciembre de 1995, el IRA rechaza las demandas británicas de rendición unilateral y advierte al Ejecutivo de John Mayor (conservador) que está poniendo en riesgo todo el proceso.
9 Febrero 1996 - Estalla una bomba en Canary Wharf, y el IRA anuncia la reanudación de actividades militares, acusando al Gobierno británico de destruir una oportunidad para la paz.
1997 - Tony Blair es elegido primer ministro británico. El 20 de julio, el IRA anuncia un nuevo alto el fuego. Blair admite que las armas deben decomisarse al tiempo que se producen las negociaciones. El 15 de septiembre se inician las negociaciones con la presencia de Sinn Féin.
10 Abril 1998 - Se firma el Acuerdo de viernes Santo, el documento base del proceso de paz.

Octubre 2001 - El IRA realiza un primer acto de decomiso de armamento en presencia del general canadiense John De Chastelain.
2003 - Tercer acto de decomiso del IRA, como parte de un proceso para restaurar las instituciones que es abortado por los unionistas.
Diciembre 2004 - El IRA ofrece desactivarse y finalizar el decomiso de armamento como parte de un acuerdo que vería la implementación total del Acuerdo de Viernes Santo. Esta oferta es abandonada tras el rechazo unionista.
6 de abril 2005 - El líder de Sinn Féin, Gerry Adams, emplaza al IRA a que opte por vías exclusivamente políticas.
28 de abril 2005 - El IRA ordena a sus voluntarios el fin de la campaña armada y su implicación en programas puramente políticos y democráticos por vías exclusivamente pacíficas.

Una de las cárceles vacías más grandes de Europa, el lugar fue testigo de muchos de los acontecimientos más trágicos y heroicos en la historia del nacimiento de Irlanda como una nación moderna, desde 1.780 hasta la década de los 20. Además de la cárcel en si, se presenta una gran exposición en la que se muestra con detalle la historia penal y política de esta prisión. La visita a la cárcel incluye un audiovisual.
Opening Times: April-September: 9.30am-5pm daily October-March: Monday to Saturday 9.30am-4pm, Sundays 10am-5pm. Admission Prices: Adults €5
How to Get There: Buses: 51B, 51C, 78A, 79 from Aston Quay.
Kilmainham Gaol Inchicore Road, Kilmainham, Dublin 8

Se acabó!! Vamonos de compras. Si vamos a un mercado, tendrá que ser el de Moore street Market, es de los pocos que abren a diario, ya que la mayoría lo hace los sábados.

!Diez cosas que hacer en Dublín!

7. ¡Haga compras hasta caer exhausto! - Dublín ofrece una magnífica selección de productos, que van desde los más tradicionales a los más contemporáneos. De visita obligada para todos los que vayan de tiendas es la zona comercial del centro que va desde Henry Street a O' Connell Street y sigue hasta Grafton Street. También hay muchos centros comerciales excelentes por toda la ciudad y el condado.

Para realizar compras lo mejor es trasladarse a la arteria principal de la ciudad, O´Connell Street, aunque existen otras vías dedicadas al comercio, como son las calles de Nassau, Grafton, Henry o las zonas de Temple Bar y St. Stephen´s Green. Pero es más atractivo visitar los muchos mercados que tiene la ciudad. El más llamativo de ellos es Mother Redcap´s, donde podremos encontrar todo tipo de alimentos, libros, ropa y discos.

Temple Bar y la zona de Grafton Street (en menor medida) es hoy un encantador y masificado escenario turístico donde se reúnen a meditar los borrachos a altas horas; donde roban carteras; donde los guardias se dejan hacer fotos y regalar flores; donde abres una puerta, si los matones te dejan, y aparecen cuerpos semidesnudos, músicos luciendo talento en vivo y mucho humo... Grafton Street es una locura comercial que se disputan decenas de músicos callejeros de toda edad e instrumento, del arpa al micro rapero. El norte del río Liffey se moderniza ahora en Smithfield, mientras O'Connell Street y alrededores sigue siendo el universo del caos, la prisa y las obras eternas (se recuperan dos viejas líneas de tranvía).

Mercadillos de agricultores y productos locales
Los mercadillos de agricultores no son solamente sitios llenos de ambiente en los que curiosear, son también ideales para saborear productos locales, biológicos y artesanos. Descubrirá excelentes quesos tradicionales, el tradicional fudge (caramelo de dulce de leche), el salmón y carne ahumados a mano, y una gran variedad de fruta y verdura de cultivo biológico.

Además es muy probable que se tropiece con uno en la mayoría de ciudades y pueblos de todo el país. Sin embargo debe estar atento para no perdérselo, ya que muchas veces sólo abren un día a la semana en una zona concreta.

SUGERIMOS:

Irlanda también es conocida por sus muchas variedades de Pan Irlandés – que incluye pan de soda , trigo o melaza y el llamado Barmbrack.
Quesos tradicionales de Irlanda Los ricos pastos irlandeses producen fantásticos quesos, algunos de fama internacional, y otros secretos bien guardados en la zona. Busque los llamados Causeway Coolkeeran Dulse, Durrus, Cashel Blue, Coolea, St Tola y Gubbeen.
Los campos esmeralda también nos dan carnes de buey y de cordero de excepcional calidad, mientras que el norte especialmente es famoso por su Venado Finnebrogue. Los ríos y mares también proporcionan abundancia de pescado fresco y marisco.
Casas de Ahumados Irlanda es famosa no sólo por su excelente salmón ahumado, sino por sus casas de ahumados en general. Sugerimos Frank Hederman’s Smokehouse en Belvelley cerca de Cobh donde se ahuma el pescado sobre madera de haya, lo que le proporciona un delicado sabor. En Connemara Smokehouse la especialidad es el salmón salvaje, pero también tienen otros productos como Gravadlax, kedgeree de Connemara (plato de arroz, pescado ahumado y huevos duros), atún salvaje ahumado, y caballa ahumada con pimienta. Ummera Smokehouse en el Oeste de Cork produce una famosa selección de ahumados, incluyendo salmón, pollo y anguila.
Para los más golosos, Aunt Sandra’s Candy Factory en Belfast lleva haciendo caramelos a mano desde 1953, y no se olvide de probar el Yellow Man, un dulce que sabe a miel y que sólo encontrará en la Feria The Oul Lammas en Ballycastle.
No se pierda los salamis de Frank Krawczyk West Cork, que encontrará en mercadillos de agricultores por todo el país. Krawczyk tiene mucho prestigio en Irlanda por sus afamados salamis, panceta ahumada, y jamón de pato ahumado.

Sunday


Ranelagh Co. Dublin 10am - 4pm Food & Crafts

Howth Harbour Co. Dublin 10am - 4pm Fish & Food

Dundalk Co. Louth 12noon-5pm Food & Crafts

Greystones Co. Wicklow New bridge 12noon-5pm Fashion & Arts

DAILY Til Xmas

Daily
Powerscourt Town House Dublin Central 10am - 4pm Food & Crafts

Irish Farmers Markets 7 day-weekly Farmers Markets. Small producers selling the best of fresh foods (organic) directly to consumers at great value as well as fashion and craft stalls.
Irish Farmers Markets Leopardstown, Ranelagh, Malahide, IFSC, Dun Laoghaire, Kilkenny, Dumdrum(Shortly,) County Dublin
Tel: +353 87 611 5016

Moore Street Market
When: Daily; not Sun
Where: Moore Street Market
Opening Hours: Mon-Sat 9am-5pm
On the northern side of the city, in a pedestrianised precinct off Henry Street, you'll find one of the oldest and most eclectic street markets in Dublin. Traditionally a fruit and vegetable market, Moore Street still offers the intrepid shopper fruit and vegetables, but now sells everything from CDs to fluorescent socks as well.
If you want to explore other street markets in Dublin, try Temple Bar Market, Blackrock and George's Arcade.

Carroll's Irish Gift Stores
One of the largest independent clothing and gift retail chains in Ireland, combining value for money with an extensive range of products.
Carroll's Irish Gift Stores Head Office, 33 Lower O'Connell Street, Dublin 1
Tel: +353 1 874 6696
Celtic Whiskey Shop
The Celtic Whiskey Shop has Ireland's largest selection of Irish, Scottish and world whiskies as well as a range of miniatures and rare bottlings. Our friendly and knowledgeable staff hold whiskey tasting everyday and our whiskeys are very competitively priced. In addition, we have a large selection of wine, champagne, celtic and world beers, spirits, liqueurs, handmade Irish chocolate and gourmet local produce. Tax free shopping for non-EU customers.
Celtic Whiskey Shop 27-28 Dawson Street, Dublin 2
Tel: +353 1 675 9744
Penneys
Primark operates a total of 116 stores in both the UK and Ireland where it trades under the Penneys name. Targeted at the young fashion-conscious under 35’s offering them high quality at value for money prices.
Penneys 47 Mary Street, Dublin 1
Powerscourt Townhouse Centre
A shopping centre with lots of history just 2 minutes from Grafton Street. set within Lord Powerscourt's beautiful 18th century townhouse and courtyard. This centre has restaurants, a bar, art and antique galleries, jewellery and gift shops, hair and beauty salons, and cutting-edge fashion and accessory shops. You can take a guided tour - you won't need to go anywhere else!
Powerscourt Townhouse Centre 59 South William Street, Dublin 2
Tel: +353 1 679 4144
Powerscourt Centre

South William Street IRL - Dublin 2

Condiciones de apertura:Abre lu-sá 9-18. Cerrado: fest.Comentarios:El más atractivo centro comercial moderno ha sido acondicionado en una casa construida en 1771 por Robert Mack para el vizconde Powerscourt. Se han conservado algunos hermosos techos de estuco.

Stephen's Green Shopping Centre
Originally this site included the Dandelion Market, well-known for some of U2's earliest concerts. Today you'll find everything you need here in fashion, footwear, food and plenty of gifts to choose from.
Stephen's Green Shopping Centre Grafton Street, Dublin 2
Tel: +353 1 478 0888

Tarde y noche libre. Visita a la aduana de noche.

En la orilla norte del río destacan Custom House, edificio diseñado por James Gandon finalizado en 1791, del que destacan las estatuas de su fachada (abierto de mediados de marzo a noviembre de lunes a viernes de 10:00 a 12:30 y sábados y domingos de 14:00 a 17:00; y de noviembre a mediados de marzo de miércoles a viernes de 10:00 a 12:30 y domingos de 14:00 a 17:00; entrada aultos 1 €, gratis para estudiantes.

Pues ya ta!!!! Se acabó lo que se daba. Para Bilbao otra vez.

Bibliografía:

Via michelín Innisfree

Páginas sobre Dublín e Irlanda:

Información de Irlanda Cursos en Irlanda Estudio y trabajo en Irlanda
Trabajar en Irlanda Innisfree
Visit Dublin Dublin Aeropuerto Dublin Guia de Dublin



1 comentario:

Innisfree dijo...

Me alegra que te guste mi blog Innisfree. Y me alegra que compartamos el amor a Irlanda, un país tan maravilloso. Te agradezco que en algunos posts de tu blog incluyas enlaces al mío. Sólo te pediría que también lo hicieras en aquellos otros posts que reproducen textos de Innisfree (por ejemplo, la explicación sobre la canción de Molly Malone, la explicación de los apellidos irlandeses que empiezan por O' y por Mac y la crónica de actualidad sobre la Asamblea de Stormont antes de la cumbre de Saint Andrews). Lo acabo de descubrir y me ha sorprendido. Supongo que fue un lapsus y que se te olvidó citar la fuente.
Recibe un cariñoso saludo desde Innisfree. Que tengas buenos viajes y nos vemos en la blogosfera.
Slán go fóill!

Anuncios